RD podría convertir muchas plantas de energía a gas natural

h

El presidente de la empresa InterEnergy Holdings, Rolando González Bunster, planteó ayer que el país tiene la posibilidad de convertir muchas plantas a gas natural.

“La diferencia en el precio actual entre el petróleo y el gas natural y la gran abundancia de este último en los Estados Unidos presenta una oportunidad única para mercados como el de la República Dominicana”, sostuvo.

Al participar en el conversatorio sobre “Desafíos para el desarrollo del gas natural en la República Dominicana”, González Bunster recordó que el gas natural es un combustible amigable con el medio ambiente.

Expresó que los incrementos en el precio del petróleo han impactado significativamente a toda la región del Caribe, debido a la dependencia para la generación eléctrica de la mayoría de esas economías.

Propuso que hay que reducir las pérdidas de las distribuidoras, optimizar la producción energética y disponer de una matriz variada de combustible.

Consideró que el combustible de las plantas de carbón es barato, pero su instalación cuesta mucho y el Estado suele olvidarse del retorno económico.

Mientras, el presidente de la Mesa Redonda de los Países de la Mancomunidad en la República Dominicana, Fernando González Nicolás, dijo que el gas natural constituye el combustible del futuro en el país por su bajo costo y reducidos niveles de contaminación.

Consideró que el desarrollo de la industria del gas natural está vinculado a un entendimiento entre el Estado y el sector privado.

En el conversatorio intervinieron, además, el presidente de la Asociación Dominicana de la Industria Eléctrica (ADIE), Marcos Cochón, y el director del grupo de energía del Scotiabank, Rolf Schmitz.

El gerente general de la Compañía de Electricidad de San Pedro de Macorís (CESPM), Roberto Herrera, dijo que con la conversión a gas natural de esa planta, el Estado se beneficiará de una reducción en el costo de energía al por mayor en el orden de US$9 millones por mes.

Explicó que los consumidores se beneficiarán de precios más bajos cuando la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE) revenda la energía en el mercado spot.

De su lado, el ministro de Energía y Minas, Pelegrín Castillo, dijo que las grandes expectativas generadas con la expansión del gas natural se han visto contenidas, incluso ha visto frustración por la dinámica del combustible en los vehículos y la industria y el retraso en la conversión de la planta Cogentrix.

Castillo cree que el balance agridulce del gas natural fue en gran medida por un déficit en regulación y fiscalización.

Propuso que el Estado adopte una regulación de la operación de terminales y gasoductos con estándares internacionales y se forme en el Ministerio que dirige un órgano técnico fuerte.

Cree que el país podría convertirse en un centro internacional para el refinamiento, almacenamiento, mezcla, procesamiento y comercialización de combustibles. Algunos puertos naturales tienen excelentes condiciones para ese fin.