Replantean nexos con EU

MADRID (AP).- El triunfo demócrata en las elecciones legislativas de Estados Unidos podría dar al resto del mundo interlocutores más receptivos a sus planteos en Washington y entre los más beneficiados figurarán probablemente México y su campaña a favor de reformas migratorias que regularicen la situación de los indocumentados.

México no ocultó su abierta oposición a la ley patrocinada por los republicanos que estipula la construcción de una valla de seguridad de más de 1.100 kilómetros a lo largo de la frontera, para evitar la entrada de inmigrantes indocumentados. Empero, la ley es un gesto simbólico más que práctico porque no apropió los fondos para su construcción.

México podría utilizar la victoria demócrata para apoyar un proyecto de ley, respaldado por el presidente George W. Bush, que otorgaría una amnistía y daría eventualmente la ciudadanía a más de 12 millones de inmigrantes ilegales, muchos de ellos mexicanos.

El proyecto demócrata en ese terreno se acercaba mucho más al de Bush que al del Partido Republicano.

Los aliados europeos seguramente redoblarán sus pedidos de que sea clausurado el reclusorio naval de Guantánamo y una mayor participación en los asuntos mundiales. Igualmente, podrían sentirse envalentonados los enemigos de Washington en Pyongyang, Teherán y Caracas.

Empero, los analistas no creen que la victoria legislativa lograda el martes por los demócratas propicie un cambio radical en la política exterior de Estados Unidos.