Reserva Federal revisa a la baja crecimiento económico de EU

http://hoy.com.do/image/article/147/460x390/0/5644ACC0-8E77-4991-BA5E-DA4950601803.jpeg

WASHINGTON. AFP. La Reserva Federal estadounidense (Fed) bajó otra vez sus previsiones de crecimiento para 2008, entre 1,3% y 2,0%, medio punto menos que lo anticipado, a causa de la debilidad del mercado inmobiliario, de la crisis del crédito y de la disparada del petróleo.

 La revisión a la baja de la previsión de crecimiento fue menor que la realizada por el banco central estadounidense en noviembre, cuando la estimación del ritmo de crecimiento fue reducida en 75 puntos básicos a una franja entre 1,8 y 2,5%.

 La previsión de este miércoles es la segunda revisión realizada bajo la nueva política implementada por el presidente de la Fed, Ben Bernanke, para dar opiniones más a tiempo sobre la mayor economía mundial.

 Estas correcciones se explican por numerosos factores “entre los cuales, una intensificación de la corrección del mercado inmobiliario residencial, un ajuste de las condiciones del crédito y el recelo reinante con relación a la calidad del crédito y turbulencias en los mercados financieros” detalló el banco central, que citó asimismo “los precios elevados del petróleo”.

 Al mismo tiempo la Fed aumentó sus previsiones de inflación para este año, que ahora quedaron proyectadas entre 2,0% y 2,2% (excluyendo energía y alimentación), contra 1,7 a 1,9% adelantada hasta ahora.

 Esta corrección “fue motivada en parte por la neta aceleración de los precios del petróleo”, precisó la Fed.  “La inflación de base debería moderarse durante los próximos dos años”.

Fuerte inflación en enero

Washington,  EFE.  La inflación en EE.UU. en enero superó los cálculos de los analistas, según informó ayer el gobierno, y acumula un alza del 4,3 por ciento en un año, lo que crea un dilema para la Reserva Federal, en vista de la debilidad de la economía. El Departamento de Trabajo indicó que el mes pasado el Índice de Precios al Consumo (IPC) tuvo un aumento del 0,4 por ciento.

Si se excluyen los precios de alimentos y energías, que son los más volátiles, el núcleo del IPC, o inflación subyacente, fue del 0,3 por ciento, la cifra más alta desde junio de 2006.

La mayoría de los analistas esperaba una inflación subyacente del 0,2 por ciento en enero y un índice general del IPC del 0,3 por ciento, después de un aumento del 0,4 por ciento en diciembre.

En los últimos doce meses el IPC ha subido un 4,3 por ciento y su núcleo ha sido del 2,5 por ciento, por encima del tope de la inflación que la Reserva Federal considera razonable en Estados Unidos, que coloca en entre el 1 y el 2 por ciento.

Pero la inflación de enero indica que la desaceleración de la economía todavía no ha aliviado las presiones sobre los precios.

El mes pasado los precios de la energía subieron un 0,7 por ciento, después de un incremento del 1,7 por ciento en diciembre, pero dentro de esa cifra, los costos de los combustibles, como gasolinas y el carburante de calefacción, subieron en enero un 4,5 por ciento.

Los precios de los alimentos, que representan casi la quinta parte del IPC, se elevaron en enero un 0,7 por ciento.

En su declaración tras la reunión de enero, el Comité del Mercado Abierto dejó abierta además la posibilidad de nuevas rebajas, dependiendo del desempeño de la economía estadounidense en los próximos meses.

La Reserva Federal (Fed) aseguró que la bajada de las tasas debería promover un crecimiento económico “moderado” en Estados Unidos, pero alertó de que persiste el peligro de que sea menor que lo previsto. En el último trimestre de 2007 la economía de EE.UU. creció apenas un 0,6 por ciento. 8

Antecedentes

Último recorte

La última bajada de la tasa de interés por parte de la Reserva Federal  ocurrió el 30 de enero, cuando redujo la tasa en medio punto porcentual, hasta el tres por ciento.

Penúltimo ajuste

Antes había reducido la tasa en otros 0,75 puntos porcentuales, con lo que el costo del crédito bajó en 1,25 puntos porcentuales en nueve días.