Rosario Espinal: tradición del país que gobiernos terminen en escándalos de corrupción

Rosario Espinal: tradición del país que gobiernos terminen en escándalos de corrupción

La reconocida politóloga Rosario Espinal afirmó hoy que todos los gobiernos de la República Dominicana concluyen su mandato en escándalos de corrupción, y que la misma “ha sido una constante en la vida nacional”.

Enfatizó que, anteriormente, cuando llegaba un nuevo partido al poder, la práctica era desplazar a los corruptos del gobierno anterior e intercambiarlos por los recién llegados, quienes se convertían en los corruptos de la nueva administración, y así, sucesivamente.

Espinal agregó que dada la tradición en el país de actos ilícitos en el Estado, por lo general, se hacía “algún tipo de intervención (a dos o tres personas involucradas se les hacían procesos judiciales)- se los llevaban presos, y luego se soltaban”.

Te puede interesar: Critica gobiernos del PLD por corrupción

Sin embargo, explicó que con la nueva persecusión de la corrupción por parte del gobierno, por primera vez se están llevando a la justicia los casos por artimañas delictivas.

“Por primera vez se está dando un proceso donde se están judicializando muchos casos de corrupción, eso no quiere decir que no se hicieran en otro momento, sino que estaban más limitados”, expresó la profesional advirtió al participar en el programa el Zol de la Mañana.

Dos suposiciones sobre el proceso judicial por casos de corrupción

Según Espinal, ahora que los procedimientos judiciales se han extendido, lo que pudiera llevar al ordenamiento de la administración pública o puede convertirse en un mecanismo de lucha de poder

Sigue leyendo: Najayo, cárcel predilecta para acusados de corrupción

“Hay dos suposiciones: estos supuestos procesos van a llevar a adecentar la administración pública o que no sea así y se quede como un mecanismo de lucha de poder”, sugirió la especialista en política.

También añadió que “mientras antes, los que llegaban desplazaban a los que estaban y reasumian la forma normal del Estado (donde hay corrupción), en este caso, al final sea un efecto de lucha política y tenga poco en el mejoramiento de la administración pública”.

Apuntó que el país está en un proceso en el que no se sabe dónde va a terminar lo que está ocurriendo, por lo que es muy temprano para determinar cuál de los dos supuestos será el que gane.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas