Rusia ataca camiones petroleros Estado Islámico

m1

EI Moscú, EFE. La aviación rusa centró ayer sus bombardeos en las columnas con camiones cisterna que suministran petróleo al Estado Islámico (EI) entre Siria e Irak, en un intento de romper las líneas de suministro de los grupos yihadistas.

“Hoy se tomó la decisión de que los aviones rusos se lancen a la caza de los camiones cisterna que transportan productos petrolíferos a las zonas controladas por el EI”, informó el jefe del Estado Mayor del Ejército ruso, Andréi Kartapólov. El general estimó en casi medio millar el número de camiones destruidos por la aviación rusa en los últimos días, según informan medios locales.

“Esto ha disminuido notablemente tanto la capacidad de los guerrilleros para la exportación ilegal de hidrocarburos como sus ingresos por el contrabando de petróleo”, dijo. Kartapólov describió como “oleoducto sobre ruedas” las columnas que circulan por las zonas controladas por los grupos yihadistas en Oriente Medio. Además, los bombarderos Su-34 recibieron hoy la misión de atacar también las infraestructuras de extracción, refinado y transporte de petróleo, principal fuente de financiación para sus actividades terroristas. A su vez, los bombarderos estratégicos Tu-160 volvieron a bombardear las posiciones de los yihadistas con misiles de crucero.