Salud Interior

Cuestión de actitud
Ebony Lafontaine

ebonylafontaine@gmail.com
S iempre he admirado a los autores que a través de sus obras invitan a la trascendencia del ser humano. Enrique Rojas Montes, autor español que escribió en 1992 El Hombre Light y en esas páginas nos encontramos con esta verdad:    “La felicidad es la máxima aspiración del hombre, hacia la que apuntan todos los vectores de su conducta, pero si queremos conseguirla, debemos buscarla.

Además, la felicidad no supone un hallazgo al final de la existencia, sino a través de su recorrido”.   La felicidad vista como piedra angular para la realización de las personas.  En diversos estudios  se  destaca como actores sociales  apuestan de forma cobarde a fomentar la desesperanza, el retroceso y el caos de sus ciudadanos, impidiéndoles que de manera individual  enfrenten las situaciones difíciles como desafíos por superar.

La felicidad como norte, es como el amor; arte y práctica.   Yo apuesto a ella y me ha dado resultados. La siguiente es mi práctica:  Asumo una actitud positiva como principio de vida.  Alejo todo ser negativo de mi presencia. Me levando a todo color. Me asocio a organizaciones que brinden paz y progreso. Cada obstáculo de mi vida lo veo como un reto. Siempre trato de transmitir mis valores y principio.  Alimento mi autoestima cada día…

Me  da mucho miedo vivir y ser infeliz, por ello mi miedo me activa y  me atrevo a tomar iniciativas y me doy la oportunidad de dejarme ayudar y doy gracias por ello.  Cuando llegan los momentos difíciles sean económicos, sociales, familiares  o sentimentales mi actitud me ayuda a enfrentarlos de manera asertiva.

Pienso, que todos nos debemos la felicidad y que la clave para obtenerla es trabajar por una actitud positiva ante cualquier evento personal o colectivo de nuestra existencia.