Salud Interior
Alimentos de emergencia

http://hoy.com.do/image/article/483/460x390/0/4925F0A7-139D-48A3-92C9-08F6CF450623.jpeg

Ante un fenómeno natural tan impredecible como los terremotos o tsunamis debes estar preparado en todo sentido. Te ofrezco algunos consejos para que dispongas de alimentos en buen estado para ti y tu familia.

Prefiere los  alimentos que no necesitan ser cocinados, que no requieren agua ni ser refrigerados (por si se interrumpe el suministro de gas o de energía eléctrica).

Comida para los bebés, para personas con alguna necesidad especial y para las mascotas. Los alimentos no deben ser muy salados o picantes porque aumentan la necesidad de consumir agua en momentos en los que el agua no abunda.

En situaciones de emergencia después de una catástrofe puede llegar a escasear la comida. Trata de tener suficientes alimentos para tres días. No tienes que comprar alimentos deshidratados o especiales. La comida en lata o mezclas secas pueden durar frescas unos 2 años. Ciertas condiciones de almacenamiento pueden también alargar la vida útil de los alimentos. Seco, oscuro y fresco; estas son las condiciones ideales. La mejor temperatura es entre 5 y 15 grados centígrados, pues  el calor puede deteriorar rápidamente los alimentos. Retira los alimentos de los escapes de humo de estufas y refrigeradores, y de productos a base de petróleo como gasolina, aceite, pinturas o solventes. Algunas comidas absorben el olor. Proteje los alimentos de los roedores e insectos. Los productos almacenados en cajas de cartón se mantendrán frescos por más tiempo si se les envuelve bien o si son envasados dentro de frascos cerrados herméticamente. Pon  fecha a todos los alimentos. Usa y reemplaza  la comida antes de que se eche a perder. Comienza por consumir los alimentos  de que dispongas antes de usar esta comida.