Salven el Instraw

PEDRO BLANDINO
El Instituto Internacional de Capacitación e Investigación de la Mujer fue concebido en la Primera Conferencia Mundial de la Mujer celebrada en México en el año 1975. Luego la Asamblea General de las Naciones Unidas y el Consejo Económico y Social (ECOSOC) dieron cuerpo a la iniciativa de la Conferencia y crearon y legitimaron el Instraw mediante resolución del 9 de mayo de 1979 y se designa República Dominicana como sede del organismo mundial.

El gobierno dominicano en interés de cooperar con las Naciones Unidas y sus políticas de género y fortalecimiento del recién creado organismo donó el local donde se encuentran y rediseñó el mismo y con aporte en recursos totalizaron más de 5,000,000 de dólares las donaciones dominicanas.

El inicio fue tan exitoso y sorprendente que inmediatamente algunos se fijaron en el mismo y realizaron el intento de fusionarlo con el programa femenino denominado UNIFEM.

Desafortunadamente uno de sus antiguas directoras y algunas sociólogas dominicanas fueron víctimas de la politiquería y dieron aquiesencia a informes muy negativos del país. (Gobierno de Joaquín Balaguer). Es por eso que cuando presento mis credenciales como Embajador Permanente ante el Secretario General de las Naciones Unidas Boutros Boutros Ghali este mes expresa la disposición del traslado del INSTRAW (siglas en inglés), e inmediatamente le exprese que el gobierno no estaba de acuerdo y que lucharía por todos los medios legítimos para su permanencia en la República Dominicana. Pronunciamos un discurso ante el grupo de los 77, el grupo de América Latina y el Caribe, grupos africanos y árabes y adicionalmente propuestas de resoluciones con el mismo contenido, que dieron su apoyo a los mismos.

Estos antecedentes son necesarios para entender la importancia y situación del Instituto. El actual Presidente, doctor Leonel Fernández Reyna, que al igual que el doctor Joaquín Balaguer ha sido un gran defensor de la mujer y las políticas de género, le sugerimos lanzar una gran ofensiva para mantener ese organismo mundial, único en un país en vía de desarrollo, con su sede dominicana.

1- Sugerimos un cambio en su Junta de Directores y la designación de una directora dominicana al frente de la institución.

2- Edición e impresión de todos los documentos del instituto relacionado con la mujer se hagan en el INSTRAW.

3- Promoción para lograr donantes y o cooperante, realizar un aporte considerable por el gobierno dominicano y así demostrar su interés en el organismo.

4- Mayor divulgación y difusión de sus funciones y trabajos.

5- Sugerimos para la dirección y su consejo.

– Doctora Margarita Cedeño, primera dama de la República;

– Doctora Licelot Marte de Barrios, diputada al Congreso Nacional;

– Señora Melba de Grullón, presidente Fundesur;

– Doctora Jacqueline Malagón, educadora, y

– Licenciada Yolanda Martínez, comunicadora.