Se responsabiliza

POR EVARISTO RUBENS
El secretario de Interior y Policía, Franklyn Almeyda, asumió ayer junto a la Policía Nacional, la responsabilidad de la preparación del levantamiento de los datos que sirvieron de base para la contratación del préstamo de los US$132.4 millones para modernizar a la Uniformada.

Almeyda explicó que cuando ese préstamo comenzó a elaborarse, se hizo un levantamiento de todo lo relativo al tema “y fue un esfuerzo realizado entre la Policía y la Secretaría de Interior y Policía”.

Manifestó que eso se empezó a trabajar en el año 2004  “y lo anunciamos en el 2005 de que habría un préstamo de US$125 millones con el Eximbank, etcétera”.  

Señaló que las leyes actuales permiten que préstamos relativos a la seguridad nacional puedan ser hechos de grado a grado, en forma directa.

Sostuvo que así está establecido, no solamente en la ley, sino hasta en el decreto puente que el presidente Leonel Fernández tuvo que emitir, ante la ausencia de la aprobación del Congreso Nacional de la ley relativa al tema de las licitaciones y los concursos de las compras y obras del Estado.

Almeyda manifestó que el presidente Fernández le instruyó sobre el interés del gobierno, como también era el interés suyo, de que las compras del préstamo fueran a licitación.

Señaló que el contrato ya se había tramitado bajo el compromiso de que no se tenía la fuerza suficiente en el Congreso Nacional, se le diera curso y luego, como se está haciendo en este momento, se hiciera una enmienda que garantizara la licitación.