Selman critica intervenciones por frenar mercado cambiario

23_09_2016 HOY_VIERNES_230916_ El País8 E

El economista Ernesto Selman consideró que las autoridades monetarias deben reconocer que existen factores de fundamentos económicos, principalmente la política fiscal deficitaria, que ejerce presión en el mercado cambiario.

Señaló que el manejo de la política monetaria en el país se ha centrado innecesariamente en mantener tipos de cambios artificiales mediante intervenciones constantes en el mercado cambiario, las cuales se utilizan casi exclusivamente para influir sobre la cotización del dólar estadounidense.

“En lugar de jugar un papel acomodaticio con las autoridades fiscales y asumir políticas restrictivas que generan mayor incertidumbre, el Banco Central debe advertir a las autoridades políticas y la población en general de la necesidad de cambiar el rumbo de las políticas económicas”, expresó Selman mediante un artículo titulado “Restricciones en política monetaria: ¿más cara la sal que el chivo?”.

Entiende que si bien es cierto que no sería recomendable “soltar por completo” el tipo de cambio con las condiciones fiscales existentes, también es cierto que asumir medidas restrictivas y aferrarse a precios de la moneda extranjera por debajo del mercado son perjudiciales para la estabilidad macroeconómica en el mediano plazo.

Entiende que el Gobierno debe asumir un compromiso de ajustes en las finanzas públicas que alcance un presupuesto equilibrado en el corto plazo, lo cual debe acompañarse de un compromiso férreo con reglas fiscales para brindar cierta certidumbre sobre el futuro.

Hechos. Selman citó que en los primeros 10 días laborables de este mes, el Banco Central utilizó US$204.4 millones de las reservas internacionales para influir en su precio con mayor disponibilidad, con lo cual no pudo disipar las presiones cambiarias y la demanda de divisas seguía insatisfecha.
Citó que luego de usar las reservas internacionales, el banco asumió una política más restrictiva al emitir certificados o títulos de deuda por unos RD$8,900 millones, muy por encima de los RD$3,500 millones que había anunciado para la subasta.
Agregó que posteriormente las autoridades ordenaron el retiro del mercado de los “verifones” de tarjetas de crédito y débito que aceptaban pagos en dólares para, supuestamente, frenar la demanda de moneda extranjera.

El gasto. Selman recordó que el origen de los déficit fiscales tienen que ver con el gasto público y es por esa vía, principalmente, que deben hacerse las correcciones. “En la medida que el ajuste se hace preponderantemente a través de mayor presión tributaria, los resultados no serán los deseados”, apuntó.

Enfatizó que solo a través del saneamiento de las finanzas públicas será posible la recapitalización del Banco Central la cual se ha quedado en el olvido.
Agregó que en adición a los cambios en las políticas fiscal y monetaria, el país debe abocarse a reformas institucionales, políticas y jurídicas a los fines de crear un ambiente de negocios propicio para la generación empleos y riquezas.

“De lo que se trata es que se genere mayor cantidad de moneda extranjera en base a las actividades económicas y no se busque restringir la demanda de dólares para alcanzar unos objetivos que no son realistas. De otra manera, saldría más cara la sal que el chivo”, concluyó.