Sergio Vargas a Emely: si ya partiste a tu lugar al lado de Dios, pídele a él por nosotros

Sergio Vargas a Emely:  si ya partiste a tu lugar al lado de Dios, pídele a él por nosotros

Emely Peguero.

Figuras del ámbito artístico también han expresado por diferentes medios sus condenas al repugnante asesinato de la adolescente Emely Peguero, de 16 años de edad, cuyo cuerpo fue hallado en el interior de una maleta en estado de descomposición, en una finca ubicada en la provincia Espaillat.

El merenguero Sergio Vargas usó cuenta en la red social Instagram para compartir un emotivo mensaje que acompañó, a su vez, de un audiovisual en el que se ve una foto de la adolescente y se escucha en su voz una estrofa de la canción Sinceridad, del cantautor argentino Juan Carlos Fernández.

«Querida amiguita #EmelyPeguero , niña ángel , niña inocente, niña madre , te escribe Sergio Vargas , yo soy de los que albergan la idea de que tú aún vives entre nosotros, pero si ya partiste a tu lugar al lado de Dios, pídele a él por nosotros , para que nos perdone y que calme las ansias de tantos y tantas personas violentas y desobedientes con las que tenemos que compartir el planeta.. Dios te bendiga y te proteja. AMÉN», posteó Vargas.

https://youtu.be/TKg-m1_BLPU

Esta red también fue usada por la comunicadora Zoila Luna, quien expresó en sendos párrafos su indignación por la muerte de Emely, quien tenía cinco meses de embarazo al momento en que salió con su novio, Marlon Martínez, principal acusado de su muerte.

«No te conocí Emely, como muchos, como casi todos, y juro que jamás hubiese querido enterarme de tu existencia de una forma tan absurda y desgarradora».

«Por razones distintas tu historia ha tenido un país en vela, tu cara en los diarios y en las pantallas ha sido el vehículo que nos ha hecho viajar en el tiempo, reabriendo heridas, recordando deudas, reviviendo hechos que no nos dejaron socialmente indiferentes».

«Me traslado a tus emociones porque de alguna forma siento que has sido la hija de las que tenemos hijas, la Emely de cada una de nosotras, y te percibo enredada entre ellas, andando entre la ilusión y el miedo, tan ilusionada con el amor como se puede estar a los 16 años, y tan asustada como se puede estar siendo adolescente con los mismos 16 años y gestando una vida».

«Mi pensamiento se desplaza y no puedo ni quiero detenerlo, se muda en los sentimientos de tu madre, JAMÁS en su lugar, porque una pérdida como la de una hija se imagina,no se entiende, porque para entenderla habría que vivirla con ella».
«Y respeto su dolor, a la distancia le acompaño mientras ella busca como llenar su alma, como asimilar que ya no volverás a estar en las calles, en la casa, en tu barrio, en el pueblo, en tu ciudad, en el país, en las casas dominicanas donde de alguna manera solidaria todas sentimos que te perdimos, porque en ti nos han matado a todas nuestras Emely».

«Como mujer, como mamá, como casi abuela, como dominicana, pido a Dios que acompañe a tus padres, a ti y al fruto de tu adolescente vientre el descanso eterno, a nosotros como sociedad que te respetemos y protejamos más allá de tu muerte, y que NO TE MATEMOS DOS VECES».

Publicaciones Relacionadas

Más leídas