Síndrome de Asperger

Se considera un trastorno dentro del Autismo; se les denomina en muchas ocasiones Autistas de Alto Rendimiento. Su capacidad intelectual es normal y el lenguaje normalmente no se ve alterado. Suelen fijar su atención hacia un tema concreto, de manera obsesiva muchas veces, por lo que no es extraño que aprendan a leer por sí solos a una edad muy precoz, si ese es el área de su atención.

Se encuentra afectado, de manera variable, tres aspectos del desarrollo:

• Conexiones y habilidades sociales.

• Utilización el lenguaje con fines comunicativos.

• Comportamiento con rasgos repetitivos y una limitada gama de intereses.

En muchas ocasiones han sido etiquetados como “Mala Adaptación Socioemocional”, en el que hay problemas de conducta y comportamientos premeditados de mala adaptación; es un error importante, pues los niños afectados de Síndrome de Asperger tienen una comprensión muy ingenua de las situaciones sociales, que no manipulan para su propio beneficio. La mala adaptación en contextos sociales es fruto de un mal entendimiento y de la confusión que les crea la exigencia de las relaciones interpersonales.

CAUSAS

Existe un componente genético con uno de los padres; con cierta frecuencia es el padre el que presenta un cuadro completo de Síndrome de Asperger. En ocasiones hay una clara historia de autismo en parientes próximos.

El cuadro clínico que se presenta está influenciado por muchos factores, incluido el factor genético, pero en la mayoría de los casos no hay una causa única identificable.

EPIDEMIOLOGÍA

No hay estudios que reflejen unas cifras exactas, pero se considera que el Síndrome de Asperger afecta de 3 a 7 niños por cada 1000 personas.

Más frecuente en el sexo masculino que en el femenino.

Al ser una entidad relativamente reciente, muchos casos no están diagnosticados o reciben un diagnóstico equivocado.

Síntomas

Cada niño es diferente, pero las características que se dan con mayor frecuencia son:

• Torpe socialmente con dificultad para las relaciones interpersonales.

• Ingenuo.

• A menudo no son conscientes de los sentimientos de las demás.

• Incapacidad para mantener una conversación.

• Problemas de comunicación no verbal: uso limitado de gestos, lenguaje corporal torpe, dificultad en adaptarse a la proximidad física.

• Se altera con facilidad si hay cambios en la vida rutinaria.

• Gran memoria para los detalles.

• Tendencia a balancearse o caminar mientras se concentran.

• Peculiaridades de habla y lenguaje: lenguaje expresivo superficialmente perfecto, comprensión deficiente, con mala interpretación de significados literales.

• Torpeza motora.

DIAGNÓSTICO

Es importante establecer un diagnóstico temprano para poder establecer un tratamiento adecuado y no empeorar el pronóstico al añadirse otros problemas (baja autoestima, fracaso escolar, depresión e incluso ideas suicidas).

Los criterios diagnósticos dictados por la Asociación Americana de Psiquiatría (DSM-IV) son los siguientes:

A. Dificultades cualitativas de interacción social que se manifiestan con al menos dos de las siguientes:

1. Dificultades acusadas en el uso de múltiples comportamientos no verbales, tales como contacto visual, expresión facial, posturas de cuerpo y gestos para regular la acción social.

2. Incapacidad para establecer relaciones con iguales, adecuadas a su nivel de desarrollo.

3. Ausencia de la búsqueda espontánea para compartir placer, intereses o logros, con otras personas (por ejemplo: no mostrar, traer o señalar objetos de interés).

4. Ausencia de reciprocidad social o emocional.

B. Patrones de comportamiento, intereses y actividades restringidos, repetitiva y estereotipados, que se manifiestan de al menos una de las siguientes maneras:

1. Preocupación absorbente, repetitiva y estereotipada, restringida a uno o más temas de interés, que es anormal en su intensidad o en su enfoque.

2. Adherencia aparentemente inflexible a rutinas o rituales específicos y no funcionales.

3. Manerismos motores estereotipados y repetitivos (por Ej.: retorcimiento o aleteo de dedos y/o manos o movimientos complejos con el cuerpo).

4. Preocupación persistente con partes de objetos.

C. El trastorno causa una discapacidad clínicamente significativa en el área social, ocupacional y en otras áreas importantes del desarrollo.

D. No existe un retraso clínicamente significativo en el lenguaje (por Ej.: palabras sueltas a la edad de 2años, frases comunicativas a los 3 años).

E. No existe un retraso clínicamente significativo para su edad Cronológica, en el desarrollo cognitivo, de habilidades de auto-ayuda y comportamiento adaptativo (salvo en la interacción social) o de curiosidad por el entorno.

F. No se cumplen los criterios de otro Trastorno Generalizado del Desarrollo, o de Esquizofrenia.

Fuente: Revista Prevenir