Solo 15% trabaja agricultura
Comercio es mayor empleador del país

http://hoy.com.do/image/article/300/460x390/0/31F29752-66C6-49EB-82C8-8BC7E32441C6.jpeg

Por M. ARISTY CAPITAN
El comercio se ha convertido en la primera fuente de empleo de la República Dominicana, un país en el que apenas tres de cada 20 empleados se dedica al área de la agricultura y, de los que no lo hacen, el 45% trabaja en puestos de baja productividad

Esta es una de las conclusiones que recoge el primer informe del Observatorio Regional del Mercado Laboral de Centroamérica y República Dominicana, presentado el viernes pasado en San José, Costa Rica.

En este informe se resalta que las actividades no agrícolas son las mayores generadoras de empleo en la región puesto que absorben casi tres cuartas partes de la población ocupada total: un 73%.

La gran parte de estos trabajadores, sin embargo, laboran en puestos de baja productividad –el 41% de ellos-, un índice que aumenta en El Salvador, Nicaragua y República Dominicana, donde es aproximadamente de un 45%.

“La relevancia del sector de baja productividad en estos países es alimentada principalmente por el autoempleo no agrícola el cual emplea a casi un tercio de la población ocupada (cerca del 29%)”, indica el informe.

En cuanto a las microempresas de carácter no agrícola, sostiene que también tienen una cuota significativa en el empleo pues captan el 11% del empleo en la región. En Costa Rica, por ejemplo, estos establecimientos tienen igual importancia que el autoempleo en lo que respecta a generación de trabajo en las actividades no agrícolas de baja productividad, originando un 17% del total de puestos.

EL COMERCIO: EN AUGE

 Tras indicar que el comercio representa la principal actividad productiva en las zonas urbanas de toda la región, el informe indica que el auge que ha tenido el comercio en la generación de empleos es  tan alto que el 25% del total de los ocupados se encuentra en este sector.

Entre las actividades comerciales, destaca que es el comercio al por menor el que concentra la mayor cantidad de empleos: 17% del total de ocupados. Por otro lado, los trabajadores ocupados en comercio al por mayor y otras actividades comerciales, como la venta y reparación de vehículos, constituyen una proporción pequeña del empleo total del sector.

En Costa Rica y Panamá, por ejemplo, países que exhiben los mayores porcentajes de empleo en actividades de comercio al por mayor, estas tasas no superan el 3,2% y, aun así, triplican la media regional.

SOBRE LA AGRICULTURA

Auque país la agricultura parecería estar en crisis en toda la región, todavía se mantiene como la principal fuente generadora de trabajo, empleando a aproximadamente un 27% de los ocupados.

Esta situación se da más en países como Honduras y Guatemala con 39% y 38%, respectivamente; mientras que Costa Rica y Panamá son los de menor incidencia con 15% y 14%, respectivamente.

A pesar de este protagonismo en la cantidad de empleos generados, la gran mayoría de las actividades de este sector se concentra en producción de pequeña escala de tipo tradicional y de baja productividad, lo que lo convierte en un sector muy vulnerable. En el medio rural, las personas que se dedican a la agricultura siguen siendo la mayoría por amplio margen (cerca de la mitad del total de ocupados).

En Costa Rica la población rural ocupada en agricultura representa solo el 33% del total, mientras que en Honduras es el 67%. Asimismo, Costa Rica, y también República Dominicana, presentan la menor cantidad de ocupados en esta rama a nivel nacional, solamente 3 de cada 20 ocupados.

Detallando el tipo de agricultura que es, el informe sostiene que se trata de una agricultura predominantemente tradicional. “Para la región en su conjunto, la agricultura tradicional aporta cerca del 22% de todos los empleos (un 80% de todo el empleo en la agricultura), mientras que en Honduras y Guatemala absorbe a casi una tercera parte del total de trabajadores”.

Señalando que hay una escasa diversificación productiva en las zonas rurales, manifiesta que las actividades agrícolas tienen un mayor peso en estas zonas, representando un poco menos de la mitad del empleo existente (45%). Igualmente existen diferentes realidades en cada nación, pues mientras en Honduras seis de cada diez trabajadores rurales se insertan por la vía de la agricultura tradicional, en Costa Rica solo dos de cada diez lo hacen.