Subero  exhorta a jueces ser prudentes con  medidas coerción

http://hoy.com.do/image/article/484/460x390/0/4AD8E272-8843-4A95-A25B-6D3B6D4BBAFF.jpeg

El presidente de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), doctor Jorge Subero Isa, exhortó ayer  a los jueces a ser “sumamente” prudentes en el manejo de las medidas de coerción, principalmente cuando no se trate de prisión preventiva.

Informó que la próxima semana someterá al pleno de la SCJ, con su opinión, las dos  sentencias mediante las cuales fueron puestos en libertad ocho alegados sicarios que habrían matado a 12 personas.

 “Hay momentos en que las decisiones deben pensarse más de una vez antes de ser tomadas, y mientras todo el mundo está pensando en la situación de Haití, no podemos tomar decisiones que sean objeto de cuestionamientos de la opinión pública”, dijo.

 Subero Isa habló en esos términos  a propósito del escándalo generado por las sentencias emitidas por los jueces  René del Rosario, de la provincia Santo Domingo, y Alejandro Vargas Guerrero, del Distrito Nacional, que dejó en libertada a Pedro A. Castillo (Quirinito). 

Agregó que  someterá al pleno de la Suprema Corte de Justicia un proyecto de reglamento con mayores niveles de exigencias para los jueces penales respecto a las medidas de coerción.

Código

Subero Isa consideró que de nada vale modificar el Código Procesal Penal, cuando el catálogo   de derechos contemplados en la nueva Constitución   de relativos a las garantías individuales es más proteccionista que el protocolo.

Señaló que  la nueva Carta Magna establece que la prisión preventiva es una causa muy excepcional a la cual deben recurrir los jueces solamente de manera igualmente excepcionales.

“Yo estoy de acuerdo con la Constitución, soy  garantista, con lo que  no estoy de acuerdo es con el hipergarantismo, porque hoy se deben tomar en cuenta, sobre todas las cosas, el ímpetu, el impacto que pueda haber en la sociedad”.

Decisiones  son terremoto y tsunami

El magistrado Jorge Subero Isa afirmó que las decisiones emitidas por los jueces de instrucción René del Rosario y José Alejandro Vargas, quienes otorgaron órdenes de libertad a presuntos delincuentes implicados en múltiples muertes por encargo, han generado opiniones que se pueden calificar como un “terremoto  de 7.3  grados en la escala de Ritcher y un tsunami”.

“Realmente la primera decisión del magistrado Rosario liberó energía que han causado un impacto que pueden compararse a un terremoto con escala de 7.3 en la escala de Richert, y la otro fue una especie de tsunami”, precisó Subero Isa.

A su juicio  ha sido muy fuerte el impacto causado por las decisiones. Subero Isa dijo, además, tener en sus manos ambas sentencias y que ya le dio una lectura, tras adelantar que en breve le dará una segunda lectura a sendos casos.

Adelantó que las decisiones, emitidas por los jueces Del Rosario y Vargas, serán conocidas en la próxima reunión del Pleno de la Suprema Corte de Justicia.Hizo un llamado a todos los jueces  para que sean prudentes cuando se  conocen casos que implican revisión o adopción de medidas de coerción.