Sugiere igualar subsidios de EU a los del país

http://hoy.com.do/image/article/59/460x390/0/493B0B5F-01AE-496F-B79D-5E79415F7C41.jpeg

POR EVARISTO RUBENS
El presidente de la Asociación Dominicana de Hacendados y Agricultores sugirió ayer al gobierno y al Congreso Nacional que se pongan de acuerdo para que los productores agropecuarios nacionales reciban subsidios semejantes a los que reciben los norteamericanos para que estén en igualdad de condiciones.

El doctor Cesáreo Contreras habló en estos términos al referirse a la ratificación en la Cámara de Representantes del Tratado de Libre Comercio entre Estados Unidos, Centroamérica y la República Dominicana (RD-CAFTA), el cual dijo tiene cosas buenas para algunos sectores de nuestra economía, pero para otros tiene cosas malísimas, como el sector agropecuario, que está seriamente amenazado.

Consideró que la igualdad de los subsidios entre los productores dominicanos y estadounidenses sería un poco utópico, debido a que ahora el Estado dominicano carece de recursos para complacer esa petición, pero es esencialmente justa y equitativa.

Contreras manifestó que todos sabemos la diferencia enorme que hay en tecnología, en apoyo logístico e ineficiencias entre la producción dominicana y norteamericana.

Precisó que sólo esas diferencias nos hace poco competitivos en las áreas de interés entre los productores dominicanos y norteamericanos.

Recordó que los productores agrícolas estadounidenses reciben enormes subsidios del gobierno para poder mantener floreciente su economía.

El presidente de la Asociación de Hacendados y Agricultores señaló que los productores norteamericanos están en sentido general libres del pago de impuestos.

Dijo que la agricultura norteamericana es fundamental para los Estados Unidos, porque hace una enorme contribución al Producto Interno Bruto de ese país.

Expresó que una pequeña parte de la población norteamericana es la que se dedica a la producción agrícola, y que a esos productores hay que tratarlos con mucho cariño, porque si desaparecen, le ocurre lo mismo a la producción.

Agregó, que en cambio, la República Dominicana tiene una alta población residente en el campo y que vive de la agricultura, estimada en alrededor de un 35%.

Indicó que la mayoría de esos productores tienen procedimientos y métodos de trabajo prácticamente rudimentarios, y además, una gran carga impositiva pesa sobre ellos.

Dijo que ante esa realidad, y ante el hecho de la firma del tratado, como representantes del sector agropecuario hemos venido sosteniendo que antes de que el Congreso Nacional ratificar el RD-CAFTA, el gobierno dicte medidas encaminadas a garantizar la supervivencia del sector agropecuario dominicano.

Contreras expresó que eso es necesario que el productor dominicano reciba un nivel de subsidio semejante al que recibe el norteamericano para ponerlos en igualdad de condiciones.

Agregó que el productor nacional también debe ser liberado de toda carga impositiva, para que lo coloque en las mismas condiciones en que están los productores norteamericano centroamericanos con quienes tenemos que competir, en virtud del DR-CAFTA.