Sustancias peligrosas se venden libremente

http://hoy.com.do/image/article/475/460x390/0/98FBF134-B66D-43ED-AE96-AE5D22474E80.jpeg

Sustancias químicas que pueden resultar de extraordinario peligro para los consumidores y de daños para la agricultura, se venden ilegalmente en Constanza como si se tratara de agroquímicos comunes y corrientes.

Se trata de productos “falsos, pirateados o adulterados”, sin fechas de vencimiento ni etiquetas. El comercio en cuestión viola la ley 311 que regula químicos.

En Constanza se venden productos agroquímicos  falsos, pirateados o adulterados, sin etiquetas, ni  fecha de vencimiento, denunció la  Asociación de Fabricantes, Representantes e Importadores de Productos para la Protección de Cultivos (Afipa).

Luis Pelletier, director ejecutivo de la entidad, dijo además que esos productos agroquímicos se venden sin etiqueta,  información de contenido, respaldo de fabricante y sin número de registro.

Sostuvo que muchas veces ofrecen los agroquímicos como similar o sustituto de productos  con prestigio de marca y de efectividad comprobada.

De sumo cuidado

Pelletier advirtió que esa práctica es muy peligrosa para la salud humana y el medio ambiente y  pone en peligro los cultivos de los agricultores que se dejan engañar.

“Los agricultores deben rechazar cualquier oferta de estos productos, pueden ser falsos, peligrosos y pueden dañar sus cosechas”, recomendó el director ejecutivo de Afipa.

Notificación

Pelletier indicó que han puesto al tanto de la situación a las autoridades competentes de la Secretaría de Agricultura, pues la venta de agroquímicos bajo esas  condiciones constituye  una franca violación a la Ley 311, que regula los plaguicidas, y su Reglamento 322 – 88.

Historial

Tradicionalmente el municipio de Constanza, donde existe una amplia producción de vegetales, frutas y otros rubros, ha sido considerado como uno de los puntos  en el que  se ha abusado del uso de agroquímicos de manera intensiva, lo cual ha deteriorado la calidad de los suelos cultivados.

Recientemente en el país se creó una red de monitoreo de intoxicaciones por plaguicidas para registrar los casos que  se pierden en las estadísticas sanitarias. Esa red estará coordinada por la Fundación Agricultura y Medio Ambiente (Fama), punto focal de la Red de Acción en Plaguicidas en América Latina (Rap-AL). 

La clave

Vigilantes

Pelletier afirmó que Afipa se mantiene vigilante  para evitar malas prácticas que afecten el mercado de los productos potenciadores de los cultivos, ya que han hecho conciencia de lo que significa para la salud humana y del ambiente. Dijo que han avanzado a una agricultura más sostenible.