Ticos festejan triunfo sobre Italia en Mundial

costa rica1

SAN JOSE, Costa Rica. Miles de costarricenses salieron con banderas a las calles de San José a festejar la victoria de su equipo sobre Italia por 1-0 en el Mundial de Brasil. El país se paralizó y el gobierno dio asueto a los empleados públicos para que vieran el partido. Muchas escuelas interrumpieron la jornada después de la victoria para que los niños participaran de los festejos.

El presidente Luis Guillermo Solís camino de la presidencia a la Fuente de la Hispanidad, un lugar tradicional para festejos en la capital, San José. Jorge Loria, un chef de 35 años, dijo que vio el partido en la casa de un amigo y luego salió para sumarse a los festejos en la Fuente de la Hispanidad. Dijo que la felicidad de ver a su equipo derrotar a dos campeones del mundo como Uruguay e Italia es tan grande que ya visualiza a Costa Rica en la final. “íSeremos campeones del mundo!”, exclamó.

“Esa es la felicidad que tenemos”. Costa Rica comenzó el campeonato con un triunfo 3-1 sobre Uruguay y, con la victoria del viernes, aseguró su clasificación a los octavos de final de un Mundial apenas por segunda vez en su historia.

Los ticos cierran la fase de grupos ante Inglaterra en busca de un triunfo o un empate que les asegure el primer lugar del sector. La selección de Costa Rica, que se ganó un lugar en la Copa del Mundo al terminar en segundo lugar en el torneo clasificatorio de la CONCACAF detrás de Estados Unidos, había sido considerada la más débil de su grupo.

Pero la selección tica ahora encabeza el Grupo D, que también incluye a Inglaterra, y avanzará a segunda ronda del Mundial por primera vez en 24 años. Las calles del centro de San José fueron bloqueadas por aficionados que vestían la playera roja de la selección, y que saltaban y gritaban: “Sí, lo hicimos, sí, lo hicimos”.

La enfermera Karla Madrigal siguió el partido en una pantalla gigante instalada en una plaza. “Apenas terminó el partido, la gente empezó a brincar, a gritar, a llorar”, dijo. “Era una gran fiesta”. Madrigal dijo que esperaba que Costa Rica pudiera empatar con Italia y nunca esperó una victoria. “Fue una sorpresa maravillosa verlos ganar”, agregó. “Salieron y a jugar con el corazón”.