Trasladan doctoras pasantes de Azua, tras el intento agredirlas

20_09_2016 HOY_MARTES_200916_ El País7 E

Las dos médicos pasantes a quienes decenas de personas intentaron agredir en la unidad de atención primaria de la comunidad de Las Charcas, Azua, fueron trasladadas hacia otro centro de la red, para evitar eventuales intentos de agresión.
La información la ofrecieron ayer el doctor Héctor Guerrero, director regional de Salud y la doctora Darleny Díaz Matos, gerente del área I de Salud.

Se trata de las doctoras Rosalina Núñez y Albertina Montiña, a quienes un grupo de personas gritaban para que abrieran la puerta del centro de salud, en donde intentaban ingresar a Ana Taveras, quien tenía un aborto en curso.

Un estudio posterior realizado a la madre y a su bebé dio como resultado que tenía un embarazo entre 25 a 27 semanas y que la criatura fue expulsada macerado grado tres. El estudio lo realizó la doctora Cesarina Féliz, ginecóloga obstetra.

Por razones de seguridad las doctoras fueron trasladadas hacia otra comunidad, dijeron las autoridades, quienes mantienen abierta la investigación del hecho.

Los familiares de Taveras llegaron al centro de salud a la 1:00 de la madrugada del sábado, pedían que abrieran las puertas, las doctoras se asustaron ante la gran cantidad de gente que gritaban, dijo Guerrero.

La doctora Núñez, médico pasante oriunda de Santo Domingo dijo que salieron del centro y cuando se acercaron a la verja perimetral la gente vociferaba groserías e intentaban golpearlas.

Cuando las doctoras salieron a la verja, la paciente expulsó el feto y la agresividad de las personas impidió la acción médica, dijo Núñez.

Las personas argumentaban que tenían mucho tiempo llamando a las médicos, pero que estas no abrían la puerta, por lo que la paciente dio a luz en la acera.

Informe Los datos del informe de la regional de Salud asegura que la familia tomó a la paciente y al bebé muerto y se la llevaron al hospital Taiwán de Azua.

Allí la ginecóloga que examinó aseguró que Taveras había tenido muerte fetal con nueve días en curso, lo que implica que el bebé llevaba nueve días de muerto en el vientre de la madre.

Las autoridades aseguran que cada día son más mujeres que hombres los que llegan a hacer la pasantía y que muchas veces son más vulnerables