Trump amenaza con deportar a millones migrantes en EEUU

President Donald Trump speaks to supporters as he formally announced his 2020 re-election bid Tuesday, June 18, 2019, in Orlando, Fla. (AP Photo/John Raoux)
President Donald Trump speaks to supporters as he formally announced his 2020 re-election bid Tuesday, June 18, 2019, in Orlando, Fla. (AP Photo/John Raoux)

Al presidente Donald Trump se le podría complicar cumplir con su amenaza de deportar a millones de personas que viven en Estados Unidos de manera ilegal, pero probablemente no se trata de cumplirla.
Los mensajes de Trump del lunes por la noche prometían que a partir de la próxima semana su gobierno comenzará con “el proceso de expulsar a los millones de extranjeros ilegales que han entrado ilícitamente a Estados Unidos. Los expulsaremos tan rápido como entren”.
Ese anuncio probablemente fue para animar a su base política poco antes de anunciar formalmente su candidatura a la reelección la noche del martes. También asustó a muchos inmigrantes que están en el país sin autorización y podría desalentar a otros que quieran venir. Pero tiene un costo.
Trump expuso una futura operación policial y posiblemente puso en riesgo el tipo de esfuerzo delicado que tarda meses en planearse y que depende de mantener el hermetismo.
Los tuits del presidente ponen nueva presión al Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE), la agencia encargada de las expulsiones, que ya se encuentra saturada, y con falta de personal, de financiamiento y de espacio de detención para llevar a cabo su carga de trabajo actual. Cualquier redada masiva que incluya deportar a familias sin duda provocaría indignación.
Los tuits dejan entrever que el inicio de la campaña de reelección de Trump tendrá mucho en común con su anuncio de 2016, cuando acusó a México de enviar violadores a Estados Unidos y juró construir un muro y obligar a México a pagar por él. Tal retórica se criticó extensamente, aunque el mensaje antiinmigración resonó en muchos estadounidenses y ayudó a que Trump surgiera victorioso.
Pero sus palabras no han derivado en un descenso en los cruces fronterizos desde que asumió su cargo; por el contrario, el flujo de migrantes centroamericanos ha aumentado drásticamente durante su administración.
Recientemente retiró la amenaza de imponer aranceles a México después de que el país vecino aceptara aumentar el control migratorio.
Los “millones” en sus tuits hacían referencia a las más de 1 millón de personas en Estados Unidos con órdenes finales de deportación, lo que significa que un juez ya decidió que sean deportados, según un funcionario que habló bajo condición de anonimato para poder explicar los tuis del mandatario.
El centro de investigación Pew ha calculado que hay 10.5 millones de personas en EU sin autorización, de los cuales, los que llevan mucho tiempo en el país superan a los que llegaron recientemente. El récord de deportaciones en un año es de 419,384 en 2012, bajo el gobierno del presidente Barack Obama. Algunos en el gobierno de Trump creen esas muestras de fuerza (como arrestos masivos) sirven como disuasión al enviar el mensaje a quienes consideran hacer el viaje a EEUU de que no vale la pena.