Vacunas evitan amenazas personas con cardiopatías

Vacunas evitan amenazas personas con cardiopatías

Las vacunas salvan vidas, reducen riesgo de muertes.

Personas con cardiópatas tienen más condiciones favorables con la vacunación contra influenza, el neumococo y covid-19

La gripe se ha identificado como un factor desencadenante de eventos cardiovasculares (infarto de miocardio, ictus, miocarditis, fibrilación auricular e insuficiencia cardíaca), al igual que las enfermedades infecciosas pueden agravar esas condiciones en pacientes que ya las padecen.

La advertencia la hizo Jenniffer Mateo, cardióloga de los Centros de Diagnóstico y Medicina Avanzada y de Conferencias Médicas y Telemedicina (Cedimat).

“Las complicaciones y las muertes relacionadas con las infecciones respiratorias son comunes entre personas con cardiopatías”, indicó.

Cada año, millones de adultos alrededor del mundo contraen enfermedades que se pueden prevenir con vacunas.

Puede leer también: Vacunas Covid salvaron 20 millones vidas en primer año

La infección por neumococo, influenza y otros virus estacionales, representan una importante amenaza prevenible para la salud de las personas con condiciones cardiovasculares como hipertensión arterial, enfermedad en las arterias coronarias o en otras arterias.

Tiempo de vacunar
Mateo refiere que el momento óptimo para la vacunación contra la influenza suele ser de septiembre a noviembre para las personas de alto riesgo.

Ese lapso maximiza el beneficio de la vacunación antes del inicio típico de la actividad de la influenza. Sin embargo, siempre que la vacuna esté disponible, la inmunización está recomendada, sobre todo, en países tropicales como República Dominicana, donde el virus suele circular todo el año. Dijo que existen dos picos, entre abril y junio, y entre septiembre y diciembre.

Cardióloga revisa riesgos pacientes

Pacientes y condiciones
Los grupos de mayor riesgo de complicaciones incluyen a los pacientes con condiciones cardíacas, a mayores de 65 años, otras enfermedades crónicas como obesidad mórbida, insuficiencia renal, enfermedad hepática crónica, enfermedades neuromusculares graves, trastornos y afecciones que conllevan a disfunción cognitiva como la demencia. Esos pacientes se benefician con las vacunas.

Le invitamos a leer: Nicaragua recibe de EE.UU. donación de 657.540 dosis de vacunas Pfizer