Vaticano responde críticas de Israel

CIUDAD DEL VATICANO (AFP).- El Vaticano replicó de nuevo el jueves por la tarde a las acusaciones israelíes en las que reprochan al Papa no haber condenado los atentados contra Israel, en un comunicado en el que la Santa Sede dice que no acepta recibir lecciones de nadie.

Tres días después de que Israel acusara al Papa Benedicto XVI por no haber evocado en su ángelus dominical el atentado del 12 de julio en Netanya, el Vaticano reaccionó a una acusación del portavoz de la cancillería israelí, Nimrod Barkan, según la cual la Santa Sede “tiene como política desde hace años no condenar el terrorismo en Israel”.

Barkan, citado por el diario Jerusalem Post, declaró que Israel había decidido no quedarse callado y hacer público su descontento “para modificar esta actitud firme, pero negativa” del Vaticano.

El portavoz acusó igualmente al difunto Papa Juan Pablo II de haber actuado débilmente contra los atentados en Israel.

“Así como el gobierno israelí no deja que otros le dicten lo que debe decir, también la Santa Sede no puede aceptar recibir lecciones y directivas de ninguna autoridad sobre la orientación y el contenido de sus declaraciones”, replicó por su parte el Vaticano.

La Santa Sede estima que Barkan pretende tapar el “carácter infundado” de la acusación dirigida contra Benedicto XVI “desplazando la atención sobre pretendidos silencios de Juan Pablo II”.

El Vaticano recuerda que “las intervenciones de Juan Pablo II contra toda forma de terrorismo y contra los atentados dirigidos particularmente contra Israel fueron numerosas y públicas”.

Sin embargo, añade el Vaticano, “no fue posible publicar una condena para cada atentado contra Israel (…), particularmente por el hecho de que los atentados estaban inmediatamente seguidos de reacciones israelíes no siempre conformes con las normas del derecho internacional”.

“Hubiera sido imposible condenar los primeros y silenciar los segundos”, subrayó la Santa Sede.

Las autoridades israelíes deploraron el lunes ante el representante del Vaticano en Israel, Pietro Sambi, que el Papa Benedicto XVI no mencionara al Estado hebreo en la lista de los países afectados por el terrorismo en su último discurso dominical.

El Vaticano estimó el martes que Israel utilizó un “pretexto” para “deformar” las intenciones del Papa.