Ve males actuales interpelan al cristiano

http://hoy.com.do/image/article/31/460x390/0/FFA2B2E6-8567-474C-B974-205E78790584.jpeg

POR LUIS M. CÁRDENAS
Al conmemorar el Vigésimo Sexto aniversario del pontificado del Papa Juan II, monseñor Antonio Camilo González, obispo de La Vega, advirtió ayer que el terrorismo, la tragedia de la violencia y de la guerra que azota la humanidad y que también flagela la nación plantea al cristiano a vivir la eucaristía como una escuela de paz.

Explicó que en esa escuela se forman los jóvenes, hombres y mujeres en los diversos ambientes de responsabilidad de la vida social, cultural y política como artesano del diálogo, de la comunión y la paz.

En su homilía el obispo de La Vega destacó que los cristianos se forman con un compromiso activo en su edificación de una sociedad más justa y fraterna.

Invitó a los cristianos y a las personas de buena voluntad a descubrir el don de la eucaristía como luz y fuerza para la vida cotidiana en el mundo en el ejercicio de las respectivas profesión y las más diversas situaciones.

Dijo que la eucaristía es fuente de unidad y epifanía de comunión que lleva a compartir los bienes espirituales y materiales con los hermanos como lo hicieron las primeras comunidades cristianas.

Manifestó que el Santo Padre en su ministerio y acción pastoral ha sido firme, coherente y consecuente con la fe y la práctica de la Iglesia Católica.

En la eucaristía presidida por el cardenal Nicolás de Jesús López Rodríguez, monseñor Ramón de la Rosa y Carpio, arzobispo de Santiago, los obispos de las diferentes diócesis y el Nuncio, Timothy Broglio.

A la actividad asistieron los funcionarios del gobierno el secretario de Medio Ambiente, Max Puig, el canciller Carlos Morales Troncoso, el presidente de la Suprema Corte de Justicia, Jorge Subero Isa, y la secretaria de Educación, Alejandrina Germán.

También representantes del cuerpo diplomático y consular acreditado en la República Dominicana.