Ve México respalda campaña contra Cuba

PANAMA (AFP)- El canciller cubano, Felipe Pérez Roque, advirtió el viernes que la relación con México sigue “afectada” porque el gobierno mexicano “se convirtió en un aliado de Estados Unidos en su campaña contra Cuba en la comisión de Derechos Humanos de la ONU”.

“La relación con México está afectada, no hay relaciones normales entre Cuba y México, no pueden existir porque (…) México se convirtió en un aliado de Estados Unidos en su campaña contra Cuba en la comisión de Derechos Humanos de la ONU”, declaró a la prensa Pérez Roque.

El canciller cubano, quien se encuentra en Panamá para participar en la IV Cumbre de la Asociación de Estados del Caribe (AEC), explicó que La Habana no tiene expectativa alguna en que la relación con México se normalice con el actual gobierno de Vicente Fox.

“No puede haber relaciones políticas normales mientras no haya una rectificación en ese sentido, que nosotros realmente ya no esperamos de este gobierno, será para el próximo. Espero que un nuevo gobierno de México retome la senda de la relación respetuosa y cordial entre nuestros países”, dijo.

El hecho de que México haya tardado medio año en nombrar a un nuevo embajador, añadió Pérez Roque, demuestra que la relación no fluye de manera normal.

“El embajador repesenta al Estado, representa al pueblo de México, y en ese sentido hemos dado el ejemplo, mantenemos a nuestro embajador en México porque hay relaciones históricas y de amistad entre estos dos pueblos”, precisó.}

México debió nombrar desde enero pasado al sustituto de Roberta Lajous en su embajada en La Habana, pero fue hasta hace unos días cuando se designó a José Piña, actual embajador en Panamá al que Cuba ya le dio su beneplácito, pero aún debe ser ratificado por el Senado mexicano.

En la última sesión de la comisión de Derechos Humanos de la ONU, México votó en favor de una resolución de condena a Cuba pese a que, según Pérez Roque, había un acuerdo para modificar el sentido del veto.

Además de la disconformidad que en los últimos años ha suscitado el voto de México en esta comisión, la relación se vio afectada en mayo de 2004, cuando un empresario involucrado en casos de soborno a un diputado mexicano de la izquierda huyó a Cuba.

En medio de acusaciones mutuas, Cuba deportó a México al empresario, Carlos Ahumada, y el gobierno mexicano dispuso unilateralmente el retiro de embajadores, situación que prevaleció por casi dos meses y que llevó a la relación entre ambos países al punto más bajo de su historia.