Vehículos pesados que salen muelle Haina provocan caos

29_11_2016 HOY_MARTES_291116_ Economía5 E

El tránsito vehicular y peatonal por la intersección de la Autopista 30 de Mayo con avenida Independencia se ha tornado caótico y peligroso a cualquier hora del día y la noche debido al mal estacionamiento de una gran cantidad de tráilers, patanas y otros vehículos pesados.
El aparcamiento de esos vehículos provenientes del muelle de Haina, obstruye el tránsito debajo del elevado ubicado en el kilómetro 12 de la carretera Sánchez y en vías periféricas, denunciaron propietarios de negocios, automovilistas y peatones.

Las personas que expusieron la problemática criticaron que la Autoridad Metropolitana de Transporte y el Departamento de Tránsito del Ayuntamiento del Distrito Nacional, permitan que conductores de esos vehículos pesados mantengan el caos en la zona, lo que pone en peligro la vida de muchas personas que se desplazan a diario por allí.
Pablo Díaz, chofer de carro público, el comerciante Pablo Martínez, el empleado privado Rafael González, Miguel Ángel Díaz, motoconchista y Andrés Martínez, residente en la zona, censuraron el que ninguna autoridad se haya interesado en resolver ese problema.

Aunque cerca del lugar, en el kilómetro 12 de la Carretera Sánchez opera un destacamento de la Policía, en cuyo entorno también son estacionados camiones, tampoco actúan.

A pesar de que el tránsito de vehículos y el desplazamiento de transeúntes prevalece a cualquier hora del día y la noche, mayor caos se genera en las llamadas horas-pico.

Los tráilers estacionados en ambas direcciones de la Autopista 30 de Mayo, debajo del elevado, sobre un tramo de la avenida Independencia y carretera Sánchez, ocupan uno de los tres carriles dejando poco espacio al tránsito y obstruyen la visibilidad.

Exponen que ese desorden es el causante de frecuentes accidentes que han dejado muertos, heridos y daños considerables a la propiedad privada.

Propietarios de establecimientos comerciales ubicados en la zona y que son perjudicados con esa situación, al igual que otros residentes en el entorno advierten que si las autoridades no solucionan el problema están dispuestos a realizar protestas frente a las sede de Amet y la Alcaldía del Distrito Nacional.

Se quejaron porque además de mal estacionarse, los patanistas y conductores de tráilers se desplazan a alta velocidad, y para colmo, el sistema de semáforos instalados en la zona permanece la mayoría del tiempo fuera de servicio por averías o por falta de energía eléctrica.

“La Dirección de Amet y la Alcaldía del Distrito Nacional deben obligar a esos conductores desaprensivos a cumplir con las normativas de tránsito para evitar accidentes en una zona tan transitada”, expuso Rafael González, cuando junto a su esposa se disponía a cruzar a pie la vía.

Explicó que a diario, al igual que otros residentes en la periferia, exponen sus vidas al cruzar la intersección, ya que muchos patanistas, cuando no se mal estacionan en la zona, se desplazan a alta velocidad. El motoconchista Ángel Díaz se quejó de que los agentes de Amet y la Policía se hacen de las vistas gorda ante la violación permanente de la Ley de Tránsito en ese lugar y que solo actúan en contra de quienes manejan motocicletas.