Vice argentino será procesado

Vicepresidente argentino Amado Boudou en su llegada a la corte

BUENOS AIRES. AFP. Amado Boudou, el primer vicepresidente en funciones de la historia argentina en ser procesado en un caso de corrupción, es un roquero de alma que toca la guitarra eléctrica, fanático de las motocicletas y un exmilitante de la derecha liberal convertido al peronismo.

Boudou, quien ganó la vicepresidencia argentina como compañero de fórmula de Cristina Kirchner en 2011 con el 54% de los votos, fue preocesado el viernes (junto a otros 5 imputados) por “cohecho” y “negociaciones incompatibles” en una causa por corrupción relacionada con una imprenta de papel cuando era ministro de Economía (2009-2011).

La resolución judicial señala que Boudou “aprovechando su condición de funcionario público y (los también acusados) Nuñez Carmona, habrían acordado con Nicolás y Héctor Ciccone, y Guillermo Reinwick la cesión del 70% de la empresa ‘Ciccone Calcográfica’ a cambio de la realización de los actos necesarios para que la firma pudiera volver a operar y contratar con la Administración Pública”.

El vicepresidente – quien fue procesado sin prisión preventiva y se le ordenó un “embargo por 200.000 pesos (unos US 25, 000) sobre los bienes” – fue citado por el juez para el 16 de julio para que amplíe su declaración indagatoria, tal como él mismo había solicitado.