Viernes 13: ¿Qué hay detrás de la superstición?

Viernes 13: ¿Qué hay detrás de la superstición?

Para nadie es un misterio que el viernes 13 de cualquier mes es considerado un día de mala suerte en la mayoría de las culturas occidentales, al igual que el martes 13. ¿Pero, por qué existe una carga negativa sobre la fecha?

Distintas postales de la historia milenaria y otras más contemporáneas interpretan el mal pronóstico sobre el viernes 13. Aquí algunas interpretaciones recopiladas sobre el viernes del 12+1:

– La última cena reunía a los 12 Apóstoles y a Jesús: un total de 13 comensales, de los cuales uno, Judas, era el traidor. Incluso antes de Cristo, los romanos ya temían a esa cifra. Doce meses y doce horas de reloj, para ellos el 13 estaba directamente relacionado con la muerte. En el “Apocalipsis”, el capítulo 13 hace referencia al anticristo.

– En el Tarot, la carta número 13 es la de la muerte. Y los antiguos egipcios relacionaban el número 13 con el final de la escalera, lugar donde el alma por fin alcanzaba la eternidad.

La historia también se encargó de precisar el hecho de que si caía viernes, el miedo se iba a duplicar: y la búsqueda del origen sobre este temor debe remontarse hasta la Edad Media. Trece de octubre de 1307, viernes. Bajo la corona de Felipe IV, “La Orden de los Pobres Caballeros de Cristo y del Templo de Salomón”, más conocidos como “Los caballeros Templarios”, fueron perseguidos por toda Francia por la “Santa Inquisición”.

Fueron arrestados y quemados en la hoguera. ¿El motivo? Las celebraciones paganas y la práctica de la herejía. Desde entonces el viernes 13, asociado a esa tragedia, fue sentenciado como el día de la mala suerte.

¿El número 13 es el de la mala suerte?

Las culturas que coinciden en que el número 13 es el de la mala suerte son múltiples. Según la Kabbalah judía los espíritus malignos eran 13. Mientras que en el Tarot la carta que corresponde a la muerte es el 13, cuyo nombre es El Arcano XIII, representada por un esqueleto con una guadaña que corta la cabeza de un niño y un rey. 

Este mito llega incluso a las leyendas escandinavas, donde se creía que Loki, el espíritu del mal, era el invitado número 13 en una cena de dioses. 

En la actualidad, el 13 representa la mala suerte para muchos, a tal punto que muchos hoteles no tienen habitación 13, ni filas de avión 13, incluso hay edificios que pasan directamente de la planta 12 a la 14. Sin embargo, para dar con el origen de esta creencia hay que remontarse a la antigüedad.

En el cristianismo, hay la creencia de que el 13 es el número de la mala suerte porque en la última cena de Jesucristo eran 13, los doce apóstoles más el propio Jesús, aunque Judas es considerado el número 13 por traicionarlo. Además en el capítulo 13 del apocalipsis es cuando llega el anticristo.

¿Y usted, cree que este día es de mala suerte?

Con información de Infobae