Viraje de BlackBerry hacia el “internet de las cosas”

Estamos en plena expansión de dispositivos conectados con internet

Cortos tecnológicos: Madrid. EFE. El viraje estratégico de la compañía BlackBerry, centrada hasta el momento en la fabricación de teléfonos, para adentrarse ahora en el “internet de las cosas” con el proyecto Ion y extender así su negocio más allá de los terminales, supone un cambio radical en su modelo empresarial.

En un mundo en plena expansión de dispositivos y sensores conectados con internet, BlackBerry anunció recientemente en su blog su proyecto Ion para ofrecer herramientas y recursos que permitan a empresas y desarrolladores trabajar de forma segura, con una plataforma a escala global.

Su iniciativa busca ayudar a filtrar de forma segura las ingentes cantidades de información manejada en este mundo de interconexión global, para facilitar la toma de decisiones a las empresas en tiempo real.

Quedarse en el mercado. Al parecer, la compañía se resiste a abandonar el mercado pese a su encadenamiento de malos resultados y busca ahora con este movimiento despuntar en ámbitos distintos al que le dieran la gloria en tiempos pasados con sus exitosos teléfonos móviles, especialmente utilizados en entornos corporativos, con un rompedor sistema de comunicación para aquella época.