Wilson orgulloso de su trabajo

http://hoy.com.do/image/article/217/460x390/0/FC37F87B-6DBC-4B95-B933-0B7BFB21EE0C.jpeg

TAMPA.- Enrique Wilson ganó la reputación de ser el asesino de Pedro la temporadas, dominando al estelar de Boston durante la temporada del 2003. Este año, Wilson espera tener otra oportunidad contra Martínez – así como contra Curt Schilling, Roy Halladay, Tim Hudson y todos los otros lanzadores de la Liga Americana.

Wilson ha tomado el control de la competencia en la segunda base esta primavera, superando a Miguel Cairo y Homer Bush en la lucha para reemplazar a Alfonso Soriano. En nueve juegos de exhibición, Wilson está bateando .500 (de 26-13) con tres dobles y un triple.

“Estos son los mejores entrenamientos primaverales que he tenido”, dijo Wilson. “Me dieron la oportunidad de jugar más, y es lo que he esperado por todos estos años. Creo que estoy seguro ahora mismo”.

Más importante aún, Wilson ha sido muy sólido en el terreno, manteniéndose perfecto sin errores, luciendo fino en la segunda base.

“Es muy bueno. Tiene buenas manos y una gran forma de soltar la bola, con fuerza”, dijo el dirigente Joe Torre, quien planea anunciar a su intermedista abridor la próxima semana. “Vamos a ver cuál es su alcance. No tendrá el mismo que Soriano hacia el medio, pero pocas personas lo tienen. Hacia su izquierda, puede ser mejor que Soriano”.

El trabajo de Wilson esta temporada será hacer jugadas en segunda, contribuyendo ocasionalmente en la ofensiva cuando pueda. Sabe que batear .500 no está en su futuro, pero cree que puede acercarse a los .300 en una temporada completa.

“Sé que puedo batear para promedio y en esta alineación creo tener la ventaja sobre los otros equipos porque ellos se van a olvidar de mi”, dijo Wilson. “Ellos saben que soy un buen bateador, pero me lanzarán strikes porque los otros muchachos tienen mucho poder”.

Wilson ha sido el mejor utility de los Yanquis desde que lo cambiaron desde Pittsburgh en el 2001, pero ha esperado por la oportunidad de demostrar que es un jugador de todos los días.

“Es más fácil jugar todos los días, porque si uno se va de 4-0 sabe que tendrá otra oportunidad mañana”, dijo Wilson. “Pero si uno es banca y se va de 4-0, entonces no sabe si jugará de nuevo”.

Versión (Dionisio Soldevila Brea).