Zonas continúan bajo  peligro de inundación

Quince provincias del país estarán todavía  hoy bajo alerta amarilla por posibles inundaciones después que ayer se registraron aguaceros con tormentas eléctricas en gran parte del territorio nacional.

 La Oficina Nacional de Meteorología pronosticó que las lluvias comenzarán a reducirse desde hoy. Con motivo de las últimas precipitaciones, el número de personas evacuadas de sus hogares aumentó a  4,170. En la noche del viernes  la cifra era  de 3,733. Una parte permanecía en refugios.

El número de personas desplazadas de sus  hogares a refugios oficiales y a casas de familiares y amigos aumentó de 3,733 a 4,170, debido a las inundaciones y crecidas de ríos, arroyos y cañadas provocadas por las lluvias en diferentes lugares del país, informó el Centro de Operaciones de Emergencias (COE).

Asimismo, se incrementaron de cinco a 13 las comunidades incomunicadas en Barahona, La Altagracia, Duarte y San Cristóbal, especialmente Villa Altagracia. En cuanto a las viviendas, hay 3 destruidas, 822 anegadas y 9 afectadas severamente.

Debido a las precipitaciones de los últimos días y la saturación del suelo, el COE mantiene la alerta roja para San Cristóbal, Barahona, Pedernales, Independencia, Baoruco, Elías Piña, Dajabón y Montecristi.

Derrumbes en San Cristóbal. Todavía Dominga Guzmán está en ‘shock’. El pasado viernes en la noche, mientras ayudaba a vecinos damnificados por las lluvias, la fueron a buscar para informarle que su casa se había desplomado por completo.

Su esposo, Junior Manuel Lara, y sus hijas Valentina y Mercedes milagrosamente pudieron salvar la vida, pero la primera impresión de Dominga fue de que los tres habían sido aplastados por el alud que destruyó todo cuanto había en su casa.

En el callejón La Barrita, del sector Moscú,  los vecinos ayudaban a la humilde familia a recuperar las maderas que pudieran servirles para volver a levantar una vivienda, porque de lo demás no quedó nada.

 En igual situación se encontraban ayer otras siete familias de esta provincia, cuyas viviendas colapsaron debido a las lluvias caídas sobre todo el país en los últimos días.

Inundaciones.  Hasta ayer cerca de 400 metros cuadrados de Moscú estaban inundados, al punto de que decenas de viviendas estaban cubiertas hasta la mitad de agua.

Debido a las inundaciones, cientos de damnificados han sido ubicados en refugios por las autoridades de la Defensa Civil en sectores como el ya citado, además de  La Zurza, Las Américas, Capotillo, Lavapiés y Madre Vieja. Mientras se informó que en Villa Altagracia, Los Cacaos y Lechería también han resultado seriamente afectados debido a   desbordamientos de ríos.

Asistencia.  Autoridades de Salud Pública y la Gobernación han dotado a las autoridades de la Defensa Civil de alimentos, frazadas, colchones y medicinas, para asistir a los refugiados. El gobernador, Orlando Espinosa, supervisaba ayer los refugios y explicó que en el caso particular de Moscú las inundaciones se producen porque esa área se encuentra en una zona baja.

Zonas en alerta

Mantiene la alterta amarilla para San Pedro de Macorís, La Altagracia, Hato Mayor, El Seibo, Santo Domingo, San Juan, San José de Ocoa, La Vega, Monseñor Nouel, Sánchez Ramírez, María Trinidad Sánchez, Monte Plata, Hermanas Mirabal, Samaná y Duarte. En alerta verde están Espaillat, Santiago y La Romana.

La Oficina Nacional de Metereología pronosticó que las lluvias comenzarán a disminuir  hoy en gran parte del país, pero mantiene el aviso contra inundaciones y deslizamientos de tierra por las lluvias y la saturación del suelo en varias provincias.

Para  Santo Domingo,  se pronostican para hoy lluvias débiles a moderadas y tormentas eléctricas ocasionales, mientras que en  las regiones Noreste, Sureste, Noroeste y cordillera Central se registrarán chubascos con tormentas eléctricas. En su informe de las 6:00 de la tarde de ayer, Meteorología indicó que este domingo las lluvias serán menos intensas y frecuentes que las ocurridas en las regiones Este, Sureste, Noreste y la cordillera Central. Dijo que las condiciones del tiempo continúan dominadas por la interacción de vaguadas con una persistente zona de aguaceros, tormentas eléctricas y ráfagas de viento ocasionales, localizada al sur de la isla.

Anoche se registraron aguaceros con tormentas eléctricas  en gran parte del país.

Por otro lado, Meteorología informó que fue localizada una zona de baja presión sobre el golfo de México, con baja posibilidad de convertirse en un ciclón tropical. Este sistema no ofrece peligro para la República Dominicana.