Hoy Digital

Los derechos de los pacientes

La manzana de discordia ahora es la pretensión de la Asociación Nacional de Clínicas Privadas (Andeclip), de solo aceptar las imágenes de diagnóstico de los laboratorios de sus establecimientos afiliados para casos de cirugía. En primer orden, esta disposición, cuya motivación es pecuniaria según la asociación, viola el derecho de los pacientes y de los médicos que les asisten a elegir libremente el laboratorio de su preferencia. Además, tal disposición entra en conflicto con las leyes que protegen la libre competencia y objetan las posiciones dominantes por imposición.
El país cuenta con laboratorios especializados en todo tipo de diagnóstico e imagen. Están debidamente certificados y hasta prueba en contrario, son confiables. El planteamiento de Andeclip de alguna manera arroja dudas sobre la fiabilidad de los análisis e imágenes procesados por esos centros dedicados exclusivamente a brindar este tipo de servicio. Paralelamente, no todas las clínicas están equipadas para estas cuestiones.
Hay en este asunto serias implicaciones jurídicas y éticas que harían impracticable la decisión que promueve la asociación de clínicas privadas. Incluso, habría que ver cómo afectaría semejante atadura la validez de los seguros médicos de miles de pacientes. Las autoridades deben proteger los derechos de los pacientes.

Protección ambiental

A juzgar por los resultados de un estudio revelado por Participación Ciudadana (PC), la corrupción habría permeado los mecanismos de protección forestal y en lo que concierne a las autorizaciones para el aprovechamiento de los recursos de flora y fauna de los bosques. El estudio “Evaluación de las políticas de transparencia en la gestión forestal de la RD” cuestiona la forma poco transparente en que se manejan los permisos, y cita el caso del abundante trasiego de carbón vegetal. También cataloga de baja la inversión para asuntos de foresta.
El Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales debe hacer énfasis en mejorar los controles y la protección ambiental. La tala de árboles para producir carbón y el tráfico del producto no dejan dudas de que hay serias debilidades y posiblemente corrupción.