En la Ciudad Colonial, se debe evitar la gentrificación

En la Ciudad Colonial, se debe evitar la gentrificación

Málaga es una bella ciudad andaluza ubicada a orillas del Mediterráneo, con una vida cultural muy interesante, para el 1998 aún estaba habitada por “malagueños”, pero actualmente solo es una urbe que es visitada por turistas, en vista de que sus residentes han tenido que emigrar a otros destinos porque las viviendas se han puesto muy costosas. Ese es uno de los temas que esta metrópoli, como muchas tantas, no ha logrado resolver en termino de remozamiento y de ciudades.

Málaga es tan solo un ejemplo de lo que se tiene que evitar con el Proyecto de Fortalecimiento del Turismo en la Ciudad Colonial de Santo Domingo (PFTCCSD) para que sus lugareños formen parte de este proyecto y así evitar su desplazamiento.

La observación es del experimentado en urbanismo y municipalidad, sociólogo César Pérez, quien alza su voz para demandar mejores condiciones de vida para las personas que viven en los barrios del entorno de la turística Ciudad Colonial. “Yo espero que esta zona pueda tener una capacidad de mejoramiento de las viviendas de la parte norte y que se pueda fijar esa población a través de una solución con el tema de las propiedades que favorezca al residente”.

Puede leer: “El Conde puede volver a su esplendor con este remozamiento”

César Pérez

Éxodo de la población del Centro Histórico

A su entender, en la historia del urbanismo algunas ciudades han conocido profundas y hasta traumáticas transformaciones originados por eventos bélicos que, a pesar del carácter emblemático de algunos para su país, han impactado en sus centros históricos privándolo de su centralidad comercial.

Es lo que aquí sucedió después de abril de 1965 y ha sido el principal factor para que el Gobierno central y del sector privado se decidieran por la estrategia de crear y consolidar nuevas centralidades comerciales, como el polígono central y zonas aledañas, a fin de fortalecer los barrios residenciales.

Para tener una idea de lo que pasó en ese entonces de una población de 16,340 residentes que tenía en los años ochenta, se redujeron a cerca de 7,800, acompañada de un proceso de envejecimiento poblacional, obsolescencia de los servicios y de arrabalización en todas sus áreas.

Gentrificación y sus controversias

De acuerdo con Urban Displacement Project la gentrificación es un proceso que trae consigo cambios económicos, demográficos, educativos, y hasta raciales, debido a la inversión inmobiliaria y el traslado de nuevos residentes con mayores ingresos, lo anterior, desde luego, conlleva el desplazamiento de los antiguos habitantes del área, quienes, ante el encarecimiento de los servicios y el costo de la vivienda, tienen que emigrar a otros puntos.

¿Por qué la gente se va de un Centro Histórico?, los lugareños emigran no solo porque se hace más caro o porque se hacen transformaciones, sino por una tendencia de ir a buscar lugares que resulten más baratos.

Otro fenómeno que tiene que ver con este proceso es que también el entorno se va transformando cambiando por completo la vida de sus municipales por las grandes cantidades de negocios que se ubican, lo que provoca más ruido y caos en el tránsito.

“Eso es un fenómeno que viven todas las ciudades como también los procesos de regeneración que influyen porque mucha gente ya no puede vivir ahí porque se encarecen los negocios, eso es lo que se llama un proceso de gentrificación, pero en nuestro tiene una particularidad es que fue provocado básicamente por un conflicto armado, es decir, la fractura que tuvo el desarrollo del Centro Histórico fue debido básicamente a una insurrección de un proceso militar”.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas