Familiares de venezolana ultimada en Piantini claman por ayuda

Familiares de venezolana ultimada en Piantini claman por ayuda

Familiares de la venezolana hallada muerta en un apartamento en el ensanche Piantini clamaron por ayuda y justicia para que el caso de la fémina no quede en la impunidad.

Yanessy Canelón, hermana de Yenny Carolin Pérez Canenlón, dijo a periodistas necesita ayuda para que el presunto verdugo, Michael Saba, un italiano-colombiano que es señalado como la persona que la habría mutilado luego de matarla, no salga de la cárcel.

«Yo necesito la ayuda del presidente, de ustedes también para que ese hombre no salga de ahí. Se los suplico de todo corazón porque mi familia no puede con esto, necesitamos apoyo de este país porque mi hermana y yo estábamos solas aquí, de verdad se lo suplico», dijo Yessy entre lágrimas de desesperación.

Saba, de 30 años, confeso autor de la muerte de la joven Yenny Carolina Pérez Canelón, de 27 años, de nacionalidad venezolana.

Al apresado le fue ocupada la pistola marca Glock, calibre 9mm, con su cargador y un silenciador, por el momento sin ninguna documentación que ampare su legalidad.

De acuerdo con el informe preliminar, el detenido habría cometido el hecho en medio de una alegada fuerte discusión que sostuvo con la víctima, confesando que le disparó con la pistola que se le ocupó, y que luego procedió a cercenar el cuerpo sin vida.

Una hermana de la hoy occisa fue quien informó a la Policía sobre su desaparición, por lo que, miembros de la Dirección Central de Investigación (DICRIM) iniciaron una pesquisa, presentándose inmediatamente a la torre donde estaba hospedado el italo-colombiano y una vez fue localizado, procedieron a apresarlo.

El cuerpo de la joven fue encontrado con sus extremidades divididas, algunas partes fueron halladas en un refrigerador y otras en una maleta, envueltas en fundas plásticas.

Además, en el apartamento los investigadores policiales colectaron tres cuchillos con los cuales se presume se cometió el crimen, dos celulares, una porción de un polvo rosado, presumiblemente tusi (cocaína rosa), un plato blanco conteniendo la misma sustancia, entre otras evidencias.

Por su presunta implicación en el caso, el cuerpo del orden busca a los apodados “Lalo”, “La Rubia” y “Bisair”, a quienes les hace el llamado a que se entreguen para ser puestos a disposición de la justicia.

En cuanto al apresado se encuentra bajo el control del Ministerio Público, para ser puesto a disposición de la justicia.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas