FEFLAS se convierte en principal grupo de la UASD

FEFLAS se convierte en principal grupo de la UASD

El pujante FEFLAS hubiese dominado la contienda, de no ser por la sumatoria casi precisa de 4,068 votos que obtuvo el grupo de la bandera azul y blanco y 725 el BRUC, puesto que individualmente le llevó 349 al primero.

Dicho revés forzó a su candidato Radhamés Abreu Abreu, a moderar su aire triunfal hasta el año siguiente.

Sin embargo, el resultado total del escrutinio favoreció a la entidad del pabellón azul cielo, dado que obtuvo 4,417 votos de 15,811 emitidos en las 72 mesas electorales, para un 27.85 por ciento que le permitió conquistar una mayoría relativa en el Comité Ejecutivo Central de la FED, dos delegados en el Consejo Universitario y 123 asientos en el Claustro, de un total de 458.

Por su parte, Fragua consiguió 108 delegados al Claustro; el Frente Estudiantil Sagrario Ercira Díaz (FESED) 101, la Fuerza Estudiantil de Liberación (FEL) 76, el BRUC 26, la Juventud Comunista (JC) 18, el CERA 4 y la Liga de Juventudes Democráticas (LIJUDE) 2.

El éxito del FEFLAS estuvo en pasar de un año a otro de 2,333 votos cosechados en 1973 a 4,417 en 1974, mientras Fragua experimentaba una reducción de 4.23 por ciento, en vista de que en 1973 había alcanzado 4,899 sufragios; siendo solo superada por el Frente Universitario Socialista Democrático (FUSD), que postuló a Juan Francisco Santamaría de la Cruz y obtuvo 7,077 votos.

El crecimiento del grupo dirigido por Radhamés Abreu pareció ser la respuesta de los estudiantes a su planteamiento de “más docencia y menos movilizaciones”, en un tiempo en que la UASD padecía una terrible asfixia económica de parte del Gobierno central y se veía compelida a implementar constantes manifestaciones de protesta que alargaban su calendario académico; aunque el factor que determinó el acelerado incremento de sus simpatizantes fue la ausencia electoral del FUSD, como consecuencia de una disposición de la comisión electoral de congelar esa franquicia periférica al Partido Revolucionario Dominicano.

Esa resolución fue originada por la división interna del FUSD, principal fuerza universitaria desde las elecciones del 7 de mayo de 1969, que había ratificado esa condición en los comicios del 7 de octubre de 1970, con el reelecto secretario general de la FED, bachiller Hatuey De Camps Jiménez; y luego, en 1973, con Juan Francisco Santamaría.

En esa disputa por la dirección de dicha organización sobresalieron los peledeístas Félix Ramón Jiménez, Gustavo Adolfo Montalvo Franco y Santamaría, y los perredeístas Carlos Bartolomé Lalane Martínez, Fidias Omar Díaz Santiago y Héctor Rafael Peña Félix (Rijo), estos últimos asesorados por los exdirigentes estudiantiles Hatuey De Camps Jiménez y Fulgencio Bolívar Espinal Tejada.

Puede leer: ¿Ha entrado en “declive” la cultura en la República Dominicana?

Otros factores en el crecimiento del FEFLAS

Con el aliento de la comisión electoral y para suplir la inevitable ausencia del FUSD en las elecciones estudiantiles de 1974, tuvo lugar la creación coyuntural del Frente Estudiantil Sagrario Ercira Díaz (FESED), de orientación perredeísta y la Fuerza Estudiantil de Liberación (FEL), adscrito al recién creado Partido de la Liberación Dominicana (PLD), que postularon a la secretaría general de la FED a los estudiantes de medicina y de sociología Fidias Omar Díaz Santiago y Gustavo Adolfo Montalvo Franco, quienes tenían como objetivo primario la competencia entre sí por el derecho a dirigir el grupo en receso quien alcanzara la mayor votación.

Entre ambos sumaron en las urnas 5,959 sufragios (3,372 FESED y 2,587 FEL), evidenciando que alrededor de dos mil votantes tradicionales del FUSD emigraron a los predios del FEFLAS, contribuyendo a duplicar su votación.

Ello debido a la relación de esa organización con el Movimiento Popular Dominicano (MPD), entonces signatario del “Acuerdo de Santiago”, coalición de partidos políticos que ejecutaba la recordada “jornada del silencio” en rechazo a los resultados de las elecciones de ese año: reelección del presidente Joaquín Balaguer sin la participación de opositores.

Esa relación creó la percepción de que el FEFLAS y el FESED debían unirse para derrotar a Fragua, que se había fortalecido por su alianza con el BRUC, aunque posiblemente le afectara la participación de sus asesores de la Línea Roja del 14 de Junio en el Bloque de la Dignidad Nacional, orientado por el profesor Juan Bosch; específicamente, a partir del retiro abrupto de este de un mitin que esa entidad celebraba en las inmediaciones del puente Francisco del Rosario Sánchez en el momento en que pronunciaba un encendido discurso contra la represión política del Gobierno reformista su vocero Iván Rodríguez, alegando que este había agotado más tiempo del convenido para cada orador.

En la busca de la alianza FEFLAS-FESED, militantes de ambas organizaciones realizaron marchas conjuntas en el campus universitario, coreando las consignas: “Acuerdo de Santiago, correcto y combativo”, “El boschismo está derrotado” y “Todo el poder para las masas”; mientras sus dirigentes conversaban sobre la posibilidad de presentar a los electores una plancha común.

Los dos grupos estudiantiles estuvieron negociando hasta pocas horas antes de las elecciones universitarias, pero no lograron ponerse de acuerdo sobre la designación de un candidato común a la FED, por lo cual solo pudieron lograr victorias individuales, como apuntó el doctor José Francisco Peña Gómez, principal dirigente del Acuerdo de Santiago y secretario general del Partido Revolucionario Dominicano (PRD), al decir en un discurso radiado al país a través del programa “Tribuna Democrática, que la obtención de la subsecretaría general de la FED por parte del FEFLAS y su candidato Radhamés Abreu, representaba “un triunfo para el Acuerdo de Santiago”.

Señaló que “aunque no fuimos aliados a las elecciones, estamos aliados en el Acuerdo de Santiago”, que “había salido fortalecido con el resultado electoral universitario, debido a que el FEFLAS era un apéndice del MPD, grupo perteneciente al pacto político opositor”.

“Hay muchas cosas que debo decir en relación con la fulminante victoria del FEFLAS, grupo emepedeísta y aliado del PRD”, indicó Peña Gómez, para subrayar que su triunfo individual “se debió a la brillante y correcta política que siguió dentro del Acuerdo de Santiago”.

A su juicio, “la alta votación obtenida por el FEFLAS y por nosotros, demuestra que el Acuerdo de Santiago barrió con toda la fuerza que se le oponía en la UASD y que la política seguida por la coalición no es solamente la más correcta a nivel nacional, sino también a nivel universitario”.

En ese discurso, Peña Gómez también se refirió a lo que denominó “victoria clara y decisiva”, obtenida por el grupo perredeísta FESED frente a la Fuerza Estudiantil de Liberación (FEL), apéndice del Partido de la Liberación Dominicana, que le permitió recuperar el nombre de Frente Universitario Socialista Democrático (FUSD), recesado por la Comisión Electoral.

Los bachilleres electos como delegados al Consejo Universitario en las elecciones del 24 de julio se juramentaron durante una sesión ordinaria de ese organismo colegiado, celebrada el 1 de agosto. Eran ellos, Erasmo Vásquez Henríquez y Freddy Barnichta, por el FEFLAS; Iván Rodríguez Batista, por Fragua; Radhamés Castillo Mesa, por el BRUC; Rafael Ulises Castillo, por el FESED y Juan Francisco Santamaría, por el FEL.

Por su parte, el Comité Ejecutivo Central de la FED se juramentó en un acto masivo celebrado el 4 de agosto en el Aula Magna de la UASD, con la presencia del rector Hugo Tolentino Dipp y los miembros de la Comisión Electoral, profesores Ramón Andrés Blanco Fernández (presidente), Carlos Temístocles Roa (secretario). Federico Lalane José, Josefina Padilla viuda Sánchez y Mercedes Sabater de Macarrulla.
Dicho comité quedó conformado de la siguiente manera: Roberto José Santana Sánchez (Fragua), secretario general; Iván Rodríguez Batista (Fragua), secretario de asuntos internacionales; Radhamés Abreu (FEFLAS), vicesecretario general; Manuel Aridio Fermín (FEFLAS), secretario de bienestar estudiantil; Fernando A. Peña S. FEFLAS), secretario de finanzas; Celedonio Jiménez Santos (BRUC), secretario de prensa y propaganda; Julio Rosa de León (BRUC), de actas y archivo; Fidias Omar Díaz Santiago (FESED), de asuntos nacionales; José Rojas (FESED), de asuntos educacionales; Gustavo Adolfo Montalvo Franco (FEL), secretario de organización y Juan Francisco Santamaría de la Cruz (FEL), de asuntos obreros y campesinos.

Por último debemos decir que el FEFLAS, con Radhamés Abreu de candidato, barrió en los comicios del año siguiente y se mantuvo al frente del movimiento estudiantil hasta 1978, cuando afectado por las divergencias ideológicas que sacudían al MPD desde junio de 1974 y se impuso la táctica de rectificación marxista-leninista de su comisión política, encabezada por Moisés Blanco Genao, Edgar Erickson, Cocuyo Báez y Rafael Fafa Taveras y Julio de Peña Valdez, de manera que el miércoles 11 de septiembre de ese año se produjo la suspensión de su secretario general Jorge Puello Soriano (El Men) y el dirigente histórico David Onelio Espaillat, por “reiteradas violaciones a la disciplina interna” y tratar “de fraccionar al MPD”.

Los dirigentes reconocidos del FEFLAS, aparte de los mencionados, eran Diógenes Gómez, estudiante de la facultad de Humanidades; Ramón Victoria Molina, de ciencias políticas; Juana Rubio, de ciencias de la comunicación social; Nettalí Almonte, de química; Teresa Cassó, de medicina; Arismendy Duvergé y Rafael Lantigua, de la Facultad de Ingeniería y Arquitectura; Margarita Eusebio, de la escuela de artes plásticas; Nicolás Cabrera; José Montero, José Sánchez Reyna, de la Facultad de Ciencias Agronómicas y Veterinarias; Nelson Gómez, de Ciencias Jurídicas y Víctor Cruz, de Ciencias Económicas y Sociales; José Montero, Lorenzo Vargas, Esteban Valdivia Tavárez y Tulio Vargas.

Más leídas