Legado histórico-Geopolítico de la República Dominicana a la humanidad

Legado histórico-Geopolítico de la República Dominicana a la humanidad

Por Iván Gatón

Donde se inicia el proceso de la modernidad, que en geopolítica indica la Teoría de los ciclos hegemónicos de Occide Desde el territorio que es conocido como la República Dominicana, es donde se fundó la primera ciudad de América, llamada La Isabela o Villa Isabela, fue fundada el día 6 de enero de 1494, en el segundo viaje de Cristóbal Colón, en el que vinieron unas 1500 personas que le acompañaron, que salieron del puerto de Cádiz el 25 de septiembre con tres galeones o carracas.

Desde allí se estableció el centro para el descubrimiento, colonización y conquista del nuevo mundo, fue la Nueva Isabela o Santo Domingo de Guzmán, primera europea y permanente en América, fundada por Bartolomé Colón el 4 de agosto de 1496.

Haciendo un análisis, dentro del espacio y el tiempo en el que vivieron, hemos podido recabar informaciones que son poco conocidas y que merecen ser divulgadas, porque constituyen un legado histórico que no debe ser desdeñado ni infravalorado, dada su relevancia histórica que trasciende la geografía caribeña.

Puede leer: Balaguer y Guzmán en la crisis electoral DE 1978

Alonso de Ojeda

Guerrero de la toma de Granada por Castilla y Aragón en 1492, fue un navegante, gobernador, conquistador español que dio el nombre a Venezuela, acompañado por Juan de la Cosa y Américo Vespucio en una expedición que zarpó de España el 18 de mayo de 1499. Asimismo, descubrió la isla de Curazao (a la que llamó isla de los gigantes, por haber creído ver a taínos de gran estatura), el lago de Maracaibo y casi la totalidad de la costa venezolana.

Llegó a América en el segundo viaje de Colón, estuvo en la fundación de la primera ciudad fundada en el nuevo mundo: La Isabela, el 6 de enero de 1494.

Por encargo del Almirante fue enviado a explorar el Cibao, zona donde encontró oro y fue, nuevamente, enviado para socorrer al catalán Pedro de Marguerite que estaba a cargo de la fortaleza de Santo Tomás de Jánico, atacada por el cacique Caonabo, a quien engañó Ojeda poniéndole como regalo unos grilletes con los cuales le inmovilizó.

En 1499 se casó con la princesa india Guaricha, quien fue bautizada con el nombre de Isabel, en honor a la reina Isabel La Católica, con la cual tuvo tres hijos.

Luego del fracaso, y las grandes dificultades que tuvo en su último viaje, decidió encerrarse en el monasterio de San Francisco en 1510, pidió que pusieran su sepulcro debajo de la puerta mayor del monasterio, que su tumba la pisaran todos los que entraran a la iglesia, como una forma de expiar los pecados que cometió en su vida.

Su esposa siempre se presentó a las puertas del monasterio, y pocos días después de haber fallecido Ojeda, fue encontrada muerta sobre su tumba.

Los restos de ambos, luego de varias solicitudes hechas por distintos Gobiernos venezolanos, y negadas por los Gobiernos dominicanos, fueron robados durante la guerra civil de 1965, y años después, en 1983, llevados a Venezuela por un sacerdote español a la ciudad que lleva su nombre en la costa oriental del lago Maracaibo.

En su homenaje, el escritor, periodista y político español Vicente Blanco Ibáñez escribió el libro: El caballero de la Virgen.

Vasco Núñez de Balboa: Descubridor del Océano Pacífico

En el año 1501, junto a Rodrigo de Bastidas y el gran navegante Juan de la Cosa, partió desde la península Ibérica al Caribe, desde el este de Panamá, pasando por el golfo de Urabá, hasta el cabo de Vela, actual Colombia.

Balboa, con las ganancias conseguidas en dicha campaña, compró un terreno en La Hispaniola, donde residió por varios años, ocupándose de la agricultura y la crianza de cerdos.

Habiendo fracasado en sus negocios, lleno de deudas, se coló como polizón en la flota de Fernando Enciso, encargada de ir a buscar a Alonso de Ojeda en las costas de América del Sur.

Participo en la fundación de la primera ciudad española en América Continental: Santa María la Antigua del Darién.

“En martes veinticinco de aquel año de 1513, a las diez horas del día, yendo el capitán Vasco Núñez en la delantera de todos lo que llevaba por un monte raso, vio desde su cumbre la Mar del Sur antes que ninguno de los cristianos compañeros que iban al lado”.

Lucas Vásquez de Ayllón:
Para la mayoría de los estadounidenses, el referente fundacional inició en el año 1620 con la llegada de 102 pasajeros que se establecieron en las costas de Massachusetts, formando la primera colonia en Plymouth, para otros vendría a ser la fundación de San Agustín en 1565, por Pedro Menéndez de Avilés, como es conocido, la Florida fue descubierta desde La Hispaniola en 1513 por Juan Ponce de León.

Los anteriores acontecimientos no marcaron el hito de ser la primera colonización de la América del Norte, sino en el año 1526 con cinco naves y 500 expedicionarios entre los que se encontraban mujeres y frailes patrocinados por el alcalde mayor de la Concepción de la Vega, el mozárabe Lucas Vázquez de Ayllón, quienes Fundaron San Miguel de Guadalupe, en lo que es en la actualidad es el Estado de Carolina del Norte, cercano a la bahía de cheasepeak, 95 años antes que los peregrinos del mayflower y 39 años antes de San Agustín, es desde Puerto Plata que se estableció ese primer emplazamiento europeo, que 4 meses después por el hambre y el frío invierno que llevó a la muerte a Ayllón, 150 de los colonos decidieron abandonar y regresar a Santo Domingo de Guzmán, el lugar donde se inició el proceso que cambió las relaciones humanas, mercantiles, políticas, sociales y culturales que, hasta ese momento, había tenido la especie humana: Santo Domingo de Guzmán.

Publicaciones Relacionadas