Siete años de la muerte de Gabriel García Márquez: La casa de «Cien años de soledad»

Siete años de la muerte de Gabriel García Márquez: La casa de «Cien años de soledad»

Este sábado 17 de abril de 2021 se cumplen siete años de la muerte de Gabriel García Máquez.

La calle La Loma, llena de árboles, es sorprendentemente silenciosa para la zona donde se encuentra, a unos pasos de la avenida más transitada de Ciudad de México.

En el número 19 hay una casa de fachada blanca copada de plantas de enredaderas. A primera vista parece una vivienda igual a la de cualquier barrio de clase media en América Latina.

Pero no lo es. En ese lugar, entre 1965 y 1966 Gabriel García Márquez escribió la que consideró su obra maestra, la novela «Cien años de soledad».

Durante 18 meses y utilizando sólo sus dedos índice el premio Nobel de Literatura escribió seis horas al día, casi siempre por la mañana, un texto que originalmente tuvo 2.000 hojas y que con las revisiones finales se redujo a 590.

Fueron meses difíciles y llenos de carencias económicas que, ha contado el escritor, muchas veces se cubrieron con la generosidad de amigos que llegaban a la casa por la noche con el pretexto de hablar de revistas o libros y llevaban «canastas de mercado que parecían casuales».

Y es que Gabo, como suele firmar las dedicatorias de sus libros, renunció a sus empleos –editor de las revistas Sucesos y La Familia, redactor de frases publicitarias- para dedicarse por completo a su novela.

Cuando quedaron pocos amigos «para exprimir» su esposa Mercedes Barcha Pardo se endeudó con el carnicero, el panadero y los vendedores de verduras de la colonia San Ángel Inn, donde se encuentra la casa, para alimentar a los dos hijos de la pareja.

«Logró créditos sin esperanzas con la tendera del barrio y el carnicero de la esquina«, contó el premio Nobel.

Una anécdota que hoy en el barrio pocos recuerdan. BBC Mundo preguntó a un vigilante y dos vecinos si recordaban a la familia del escritor, pero la respuesta fue la misma: quienes la conocieron ya no viven allí, o algunos fallecieron hace tiempo.

¿Se hubiera escrito «Cien años de soledad» sin la casa de La Loma 19? Tal vez no.

El mismo García Márquez dijo que la novela nació gracias a la solidaridad de sus amigos pero también a la comprensión de su casero, Luis Coudurier quien en ese entonces era oficial mayor de la alcaldía de Ciudad de México.

Y es que en la concepción y parto de la novela Mercedes y Gabriel no pudieron pagar el alquiler durante nueve meses.

En marzo de 1966, cuando se debía un trimestre de renta, Coudurier tomó el teléfono y llamó a sus inquilinos. Contestó Mercedes y después de unos minutos de plática le dijo que podrían pagarle toda la deuda en seis meses.

«Perdone señora, ¿se da cuenta de que entonces será una suma enorme?», preguntó el casero. «Mire», respondió sin un temblor en la voz, «Gabriel está escribiendo un libro y está medio Lorenzo (loco); cuando termine seguramente le podrá pagar«.

CASA 1
Calle La Loma en San Ángel Inn, donde se encuentra la casa donde nació la obra maestra de García Márquez. BBC.

Al «buen licenciado», recuerda Gabo, «tampoco le tembló la voz para contestar: Muy bien, señora, con su palabra me basta. Y sacó sus cuentas mortales: La espero el siete de septiembre».

No fue así. El escritor recibió un cheque de US$500 enviado por la Editorial Sudamericana como adelanto por los derechos de su novela, que le permitió pagar el alquiler antes del plazo acordado.

Cuando nació el texto la vida en La Loma 19 cambió radicalmente. García Márquez, que a sus 38 años de edad había publicado cuatro libros que le abrieron las puertas del círculo cultural de Latinoamérica, empezó a convertirse en un escritor de culto.

Al parejo de su fama también creció el valor de la casa en San Ángel Inn, a la que pronto cambió por una propiedad más grande en Coyoacán también en el sur de la capital mexicana.

A finales de la década de los años 80 Gabo quiso comprar la vivienda de La Loma, pero su ex casero no aceptó la oferta. «No se la vendo porque esa casa no tiene precio. Ahí se escribió ‘Cien Años de Soledad'», dijo Coudurier.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas