Pablo Ulloa revela que duró dos años y medio preparándose para ser Defensor del Pueblo

Pablo Ulloa revela que duró dos años y medio preparándose para ser Defensor del Pueblo

El Defensor del Pueblo de la República Dominicana, Pablo Ulloa, aseguró este sábado que duró dos años y medio preparándose para ocupar la posición que ostenta

Ciertamente cuando tú te preparas para una función tú tienes la capacidad para poder competir y discutir sobre la base de eso», dice Ulloa quien fue escogido al obtener la calificación más alta de 97.44, en la evaluación que realizó la Comisión Especial de la Cámara de Diputados de 65 aspirantes a Defensor del Pueblo.

Al ser entrevistado en el programa “Dominicana Buenas Noche” que conduce la periodista Lorenny Solano, Ulloa detalló que la institución que dirige asiste a diario a decenas de ciudadanos del todo el país, quienes han visto sus derechos vulnerados, con un servicio basado en los principios de transparencia, accesibilidad, independencia y eficiencia.

El también presidente de la Federación Iberoamericana de Ombudsman (FIO), recalcó que en su gestión se ha empeñado en que los ciudadanos tengan una institución con la responsabilidad suficiente para dar la cara por ellos y poder fiscalizar lo que les pasa en el día día.

“El defensor del pueblo termina siendo un articulador de situaciones, un resolutor de conflictos y un manejador de crisis. El hecho de ir a fiscalizar es una atribución que la ley nos confiere, por primera vez en la historia del defensor del pueblo se están ejerciendo las inspecciones con informes especiales cuando se emite algún tipo de situaciones”, indicó.

En otro orden, explicó que tal y como lo establece la Ley 19-01 en su artículo 11, que crea el Defensor del Pueblo, él no tiene ninguna afinidad a ningún partido político ni tiene militancia alguna, tras asegurar que «la responsabilidad implica no sólo asumir el discurso sino también la acción».

«Fui tan responsable que el mismo artículo en sus últimas dos leyes dice que no se puede tener otro ingreso, salvo la docencia, incluso de mis empresas y de mi fundación yo salí. Mi esposa se encarga de los negocios, no somos suplidores del Estado, y aún así yo quise significar la responsabilidad de esta institución y decidí salir de todas ellas e incluso no estoy dando clases», puntualizó Ulloa.

Indicó que una vez concluya su gestión no se ve haciendo política, sino que se dedicará a la docencia, una actividad que puso en pausa para asumir este cargo, así como también dedicarse a su familia, a la cual ha descuidado mucho en este periodo de tiempo.

Tres meses después de la agresión de la que él y varios periodistas fueron víctimas en el marco de una inspección que realizaba en el Centro de Retención Vehicular o Canódromo “El Coco”, Ulloa, asegura que “la gracia de Dios estuvo presente con ellos en ese momento“.

Puede leer: Defensor del Pueblo preocupado por violencia en destacamentos

Recordó que hubo manipulación de armas por parte de agentes de la Dirección General de Seguridad de Tránsito y Transporte Terrestre (Digesett)y señaló que ahí no sucedió una desgracia porque la intervención divina permitió que ellos salieran ilesos de ese tortuoso momento.

Aclaró que quedó grabado en videos e imágenes que demuestran como hubo una entrada protocolar, donde se identificaron las figuras, se explicaron las razones, los artículos de la ley que les confiere a la autoridad “y el ingreso al Centro de Retención Vehicular Canódromo, fue de lo más cordial”.

“El punto de inflexión de todo fue la agresión que se dio a uno de los camarógrafos.
Dios obró, lo que nosotros vivimos ahí fue un proceso sumamente vergonzoso y agresivo”,
expresó.

Agregó que la visita la motivó una denuncia que recibió la Defensoría del Pueblo sobre supuestas irregularidades en este depósito de vehículos: “reclamos del ciudadano por varias razones, no solamente la retención de un motor o el robo de piezas de vehículos como retrovisores, gomas de repuestos, cambio de neumáticos sino también los maltratos y el tiempo de espera para recibir un bien que esta a tu nombre”.

Añadió además, en el canódromo funciona una estructura de corrupción, en la que toda la sociedad conoce los peajes, las estrategias de dejar que las horas pasen para cobrar más dinero y un espacio donde se violenta la propiedad privada.

“Una cosa es tu tener un espacio de administración de propiedad privada y otra cosa es convertirlo eso en un negocio particular, ese tipo de aspecto es lo que el Defensor del Pueblo tiene que garantizar… Cuando a una persona le retrasas la entrega de un vehículo o hace que pase el tiempo de las 4 de la tarde para que el banco cierre y con eso entrar en una relación directa en efectivo, eso es corrupción”, finalizó.

“Dominicana Buenas Noches” conducido por la comunicadora Lorenny Solano, se transmite cada sábado a las 10 de la noche, por RNN, canal 27 y por LASO TV a través de YouTube.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas