Tom Brady y la modelo Gisele Bündchen anuncian su divorcio tras 13 años

Tom Brady y la modelo Gisele Bündchen anuncian su divorcio tras 13 años

El legendario mariscal de campo de la NFL, Tom Brady y la supermodelo Gisele Bündchen anunciaron en las redes sociales el viernes que finalizaron su divorcio, poniendo fin a su matrimonio de 13 años.

El divorcio se produce meses después de que Tom Brady regresara a los Tampa Bay Buccaneers después de decir inicialmente que iba a retirarse, y como Bündchen dijo que la pareja se había «distanciado».

«Llegamos a esta decisión amigablemente y con gratitud por el tiempo que pasamos juntos», dijo Brady en una historia de Instagram el viernes. «… Llegamos a esta decisión de terminar nuestro matrimonio después de mucha consideración. Hacerlo es, por supuesto, doloroso y difícil, como lo es para muchas personas que pasan por lo mismo todos los días en todo el mundo».

Brady, de 45 años, dijo que la pareja está «bendecida con hijos hermosos y maravillosos» y que continuarán criándolos juntos. Comparten dos hijos juntos, y Brady también tiene un hijo de 15 años de una relación anterior con la actriz Bridget Moynahan.

Puede leer: Los equipos más valiosos de la NBA, según Forbes

«Solo deseamos lo mejor el uno para el otro mientras buscamos nuevos capítulos en nuestras vidas que aún no se han escrito», dijo.

En su propia declaración, Bündchen, de 42 años, dijo que tiene «mucha gratitud» por el tiempo que la pareja estuvo juntos.

«La decisión de terminar un matrimonio nunca es fácil, pero nos hemos distanciado y, aunque es, por supuesto, difícil pasar por algo como esto, me siento bendecida por el tiempo que pasamos juntos y solo deseo lo mejor para Tom siempre», escribió.

El anuncio se produce pocas semanas después de que se informara que Bündchen había contratado abogados de divorcio.

Brady, quien ha estado jugando en la NFL durante más de dos décadas y tiene siete victorias en el Super Bowl, anunció el 1 de febrero que iba a retirarse y enfocar su «tiempo y energía en otras cosas que requieren mi atención».

Pero solo un mes y medio después, cambió de opinión.

«Me he dado cuenta de que mi lugar sigue estando en el campo y no en las gradas. Ese momento llegará. Pero no es ahora», tuiteó.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas